scorecardresearch

La banda del BMW reaparece con un alunizaje en Popeyes

A. G. Mozo
-

Cuatro ladrones empotraron un BMW en el restaurante que la cadena de hamburgueserías abrió en mayo en el aparcamiento de Carrefour Parquesol. Intentaron llevarse la caja fuerte reventando las paredes a mazazos y finalmente tuvieron que huir de vacío

Daños causados por el alunizaje en la hamburguesería Popeyes, de Carrefour Parquesol. - Foto: J.T.

La banda del BMW ha vuelto a actuar en Valladolid y lo ha hecho mediante un alunizaje en el último restaurante de comida rápida llegado a la ciudad, el Popeyes que la candena norteamericana abrió el pasado mes de mayo en el 'parking' del centro comercial Carrefour Parquesol, frente al estadio José Zorrilla.

Tal como ha podido confirmar El Día de Valladolid en fuentes policiales, el asalto se produjo sobre las 5.15 horas de la madrugada del domingo al lunes. Al menos cuatro encapuchados empotraron un vehículo de la marca BMW en la hamburguesería y mientras uno de ellos permanecía en el vehículo, los otros tres irrumpían en el local con el objetivo de llevarse la caja fuerte. Los ladrones iban provistos de mazas con las que intentaron reventar las paredes que sustentaban la caja, pero finalmente desistieron y se conformaron con unos portamonedas que resultaron estar vacíos.

La fuga se produjo en el mismo BMW utilizado en el alunizaje, si bien se investiga si pudiera haber participado algún coche más en labores de apoyo y vigilancia, aunque las cámaras de seguridad únicamente muestran la presencia de ese vehículo y los cuatro encapuchados.

Daños causados por el alunizaje en la hamburguesería Popeyes, de Carrefour Parquesol.Daños causados por el alunizaje en la hamburguesería Popeyes, de Carrefour Parquesol. - Foto: J.T.

OTRA VEZ UN ALUNIZAJE

No es la primera vez que esta banda utliza el método del alunizaje para acceder a sus objetivos. Ya lo hizo en abril, cuando empotraron un Seat Ibiza en una de las lunas del bar Garden, en la zona del nuevo Hospital Río Hortega, para llevarse la recaudación y escapar a bordo de ese mismo vehículo.

En las anteriores versiones de la banda de BMW, el alunizaje ya se utilizó para asaltos de gran calado como el de una joyería de Río Shopping y la tienda que tenía Media Markt en el centro comercial Equinoccio. Después, la organización evolucionó hacia objetivos en zonas industriales y camiones cargados de mercancía, para, últimamente, centrarse únicamente en bares y negocios de zonas rurales, que eran asaltados a golpe de maza.

Daños causados por el alunizaje en la hamburguesería Popeyes, de Carrefour Parquesol.Daños causados por el alunizaje en la hamburguesería Popeyes, de Carrefour Parquesol. - Foto: J.T.

Esta última banda del BMW retomó la actividad a primeros de año, coincidiendo con la salida de prisión de uno de sus cabecillas, Roberto R.D. ('Pirri'). Así, ya en febrero se relaciona a este grupo de ladrones con un asalto frustrado a un restaurante de Herrera de Duero para, ya en marzo, robar 14.000 euros en el estanco de Alcazarén, y atacar también un bar de Medina del Campo y un supermercado de la cadena Alimerka, en Arroyo. Precisamente, en este municipio del alfoz han actuado en varias ocasiones en estos meses, asaltando varios bares, un objetivo que tambén han tenido en Valladolid capital (Covaresa, Los Santos-Pilarica, polígono de San Cristóbal...).

'Pirri', además, ha sido detenido en dos ocasiones este año por su participación en robos en viviendas en busca de grandes cantidades de joyas y dinero. En febrero, en Quintanilla de Onésimo, se toparon con la moradora, una anciana que opuso resistencia y a la que terminaron amenazando y amordazando, pero finalmente lograron llevarse un botín de 150.000 euros. El segundo, la noche del 28 de julio, fue doble, aunque en dos casas de un mismo empresario, miembro de una conocida familia de Valladolid, donde acabaron haciéndose con 600.000 euros, fundamentalmente en joyas.