Fallece el hijo de un guardia civil de un disparo accidental

SPC
-

La delegada del Gobierno en Castilla y León confirma que el arma de colección utilizada "es legal y estaba registrada"

Muere un joven de 17 años de un disparo accidental en Burgos

Un menor de edad de 17 años, hijo de un guardia civil, falleció anoche por arma corta de fuego de manera accidental en una vivienda de Burgos, según informaron hoy fuentes del Servicio de Emergencias 112 de Castilla y León. A las 23.48 horas de ayer viernes, 22 de noviembre, se recibió una llamada en la sala del centro de emergencias que informó de un incidente en una vivienda situada en la calle Madre Isabel de Larrañaga, en Burgos capital, donde, un menor había resultado herido por arma de fuego de manera accidental y se encontraba inconsciente.

La sala de operaciones del 112 avisó del incidente a Policía Local de Burgos, al Cuerpo Nacional de Policía y a Emergencias Sanitarias-Sacyl, que envió una UVI móvil. En el lugar, el personal de Sacyl confirmó el fallecimiento de un menor de 17 años, y atendieron por crisis de ansiedad a un varón de 47 años que fue dado de alta en el lugar y a un menor de 16 años que fue trasladado posteriormente en UVI móvil al Hospital Universitario de Burgos (HUBU).

La delegada del Gobierno en Castilla y León, Mercedes Martín, lamentó hoy la muerte del menor víctima de un disparo, y señaló que la Policía Nacional se encuentra en estos momentos investigando lo sucedido, si bien “todo apunta a que ha sido un desgraciadísimo y dramático accidente”.

“Desde la prudencia, el respeto y la cautela absoluta, todo indica que puede ser un accidente con un arma absolutamente legal, no un arma reglamentaria, sino un arma legal y registrada. Parece que el padre es un coleccionista de armas y el desenlace ha sido dramático. Ahora debemos esperar que avance la investigación, en respeto y cautela ante un tema que absolutamente trágico”, explicó en declaraciones recogidas por Ical.

Según fuentes de la Benemérita, “se encontraba manipulando un arma corta de fuego”. “Ha sido accidental”, aseveraron, y en estos momentos, sigue bajo investigación policial, siendo competencia de la Policía Nacional dado que el suceso se ha producido en Burgos.