Victoria ante Ordizia y 42 puntos

D.V.
-
Victoria ante Ordizia y 42 puntos

El VRAC Quesos Entrepinares mantiene el pulso en la División de Honor tras su triunfo en Pepe Rojo (41-12) y llegará al derbi del próximo fin de semana a un punto de El Salvador

El VRAC Quesos Entrepinares mantiene el pulso de la Liga con su triunfo de ayer de cinco puntos frente al Ordizia en Pepe Rojo, siguiendo los tres de cabeza en un puño de sólo dos puntos, de los 43 del Silverstorm El Salvador a los 42 del propio VRAC y del Sanitas Alcobendas. La Jornada 11, última de la primera vuelta, no cambió nada esa parte alta. La siguiente, que estrenará la segunda, lo hará de una forma u otra, ya que el VRAC afrontará como local el derbi vallisoletano que mide, actualmente, a los dos primeros de la tabla.

El resultado final que dejó el VRAC-Ordizia es relativamente engañoso. El partido no se decidió hasta el último cuarto, cuando el Quesos Entrepinares sentenció el duelo y aseguró el bonus ofensivo. Hasta ese momento hubo dudas, incluso de que el cuadro local se llevase un triunfo. Enfrente tuvo a un conjunto muy competitivo y con una férrea defensa que atascó ofensivamente a los de Merino. El VRAC parecía superior en prácticamente todas las fases, pero entrado en veintidós se veía obligado a recular ante el muro que armaba Ordizia sobre la línea de marca. De hecho, el cuadro de Diego Merino comenzó buscando touch en los castigos que señalaba Alfonso Mirat cuando atacaba, pero poco tardó en asegurar puntos con el pie de Greg Dyer ante la frustración de no traducir el dominio en ensayos.

Fue Pablo Gil el que rompió la igualdad inicial con un ensayo tras una melé que el canterano supo leer a la perfección. Dyer confirmó los siete puntos con el puntapié entre palos. La respuesta de Ordizia llegó con un castigo que pasó un certero Valentín Cruz, que a la postre le daría por esa vía todos los puntos a su equipo, que no sumó ningún ensayo en Pepe Rojo. Hasta el descanso, otros tres puntos de Dyer y otros tres puntos de Cruz para un 10-6 al descanso que dejaba abierto el encuentro. Antes, la lesión de Brendan Asomua–Goodman, que precisamente regresaba este domingo a los campos tras varios meses de baja, enmudecía a los jugadores del VRAC, sabedores del disgusto con el que se retiraba del césped su compañero.

Segundos después de la reanudación, el VRAC tomaría oxígeno en forma de un ensayo de Fede Casteglioni que animó al Quesos a ir a por el punto bonus. Sin embargo, el conjunto pucelano se atascó durante una buena serie de minutos y Ordizia lo aprovechó con seis puntos que lo acercaron hasta el 15-12. Dispuesto a evitar disgustos del inicio de temporada, los azulones no especularon y fueron a por el triunfo. Álvar Gimeno entró con todo desde el flanco derecho premiando una buena jugada colectiva y Daniel Stöhr acercó la victoria en el 65 con el 29-12 que dejaba el partido a falta del cuarto ensayo, el cual firmó con clase Chris Eaton antes de Wessel-Bell pusiese la guinda con el 41-12 definitivo.