VTLP acerca sus propuestas a 200 vecinos de La Victoria

Ical
-
VTLP acerca sus propuestas a 200 personas en La Victoria

Valladolid Toma La Palabra apuesta por una nueva movilidad urbana, un plan integral contra la precariedad y el fomento de la economía local

Valladolid Toma La Palabra (VTLP) concurrirá a las próximas elecciones municipales del 26 de mayo con la apuesta decidida de un cambio estructural a la movilidad de la ciudad para preservar la salud y recuperar el espacio público y revitalizar el comercio; el compromiso de luchar de forma integral contra la precariedad social y fomentar la economía local. Así lo avanzaron hoy los candidatos de VTLP, en un acto público en la plaza de la Solidaridad del barrio de La Victoria, donde explicaron los principales proyectos “para seguir consolidando el cambio iniciado en cuatro años de Gobierno en la ciudad”.

En concreto, el proyecto ‘Valladolid Respira’ se centra en un conjunto de acciones para dar un cambio estructural a la movilidad en Valladolid para preservar la salud y recuperar el espacio público y revitalizar el comercio. El plan integral de acción contra la precariedad busca poner la cultura, el deporte al servicio de la inclusión de las personas en situación de vulnerabilidad a través de su participación activa; y el proyecto ‘Liliput’ englobará políticas destinadas a fomentar la economía local a escala humana, el pequeño comercio de proximidad y la economía social.

Para fomentar la economía local a escala humana, el pequeño comercio de proximidad y la economía social, VTLP pretende fomentar estrategias de cooperación entre los actores económicos de menor tamaño y de carácter local para que sean capaces de generar una alternativa a los grupos empresariales de gran tamaño. Proponen tres líneas de trabajo: un plan de apoyo al comercio local de proximidad, que recoge medidas como el impulso de “centros comerciales abiertos”; fomento de los mercados municipales; regulación para evitar la creación de nuevos suelos destinados a grandes superficies comerciales, y un estudio para la creación de una “moneda social” local, siguiendo el ejemplo de Barcelona, de modo que se establecería un beneficio económico para las personas que utilizaran esta forma de pago en aquellos comercios de proximidad adheridos a una red que promovería el Ayuntamiento.

Mientras, el plan de fomento de la economía social incluye poner en marcha una lanzadera de cooperativas, potenciar la orientación de estas iniciativas hacia actividades relacionadas con la economía circular, la integración social o la movilidad sostenible; así como un proyecto de economía social y solidaria, para generar empleo en la zona Este, con tres grandes contenedores situados en los sectores de la Florida, San Isidro y Los Santos 2.

VTLP también propone una estrategia alimentaria de Valladolid, para fomentar la presencia de producto local, ecológico y de agricultura familiar en las infraestructuras municipales de distribución, así como creación de una infraestructura pública de transformación – obrador colectivo- que facilite las exigencias sanitarias a las personas productoras contando con un único registro sanitario.

Intervenciones urbanísticas

Entretejer la ciudad con un rosario de intervenciones urbanísticas para renovar íntegramente el entramado urbano, junto a un proyecto para dar mayor participación a los ciudadanos, y un protocolo de intervención y actuación ante agresiones y acoso sexual forman también parte de la agenda de VTLP. En este último se aplicará en espacios de ocio nocturno, y habrá también un plan de acción participado para reducir los espacios de miedo en la ciudad. Este protocolo incluirá la posibilidad de personación del ayuntamiento como acusación en casos particularmente relevantes.

Mientras, las intervenciones urbanísticas pasan por crear grandes paseos peatonales en los límites de la ciudad, por ejemplo en torno al Canal de Castilla o al Canal del Duero, y crear un cinturón o anillo verde a partir de los parques existentes, las riberas de los ríos y nuevos espacios. VTLP propone crear un parque forestal en San Cristóbal, actuar en el Parque del Tomillo y completar los paseos del Pisuerga. También, apuesta por construir un sistema de diez plazas y once campas como espacios de reunión, de encuentros y acontecimientos culturales. Se plantea actuar, por ejemplo en la Plaza del Carmen o en la Campa junto al cementerio. En tercer lugar, por lo que respecta a la integración ferroviaria, además de pasos mucho más frecuentes, amplios y luminosos, se plantea un paseo a ambos lados de las vías, convertir ese entorno árido y hostil en una zona que se pueda caminar y disfrutar.

VTLP apuesta por crear en el convento de Las Catalinas un laboratorio ciudadano de cultura, participación social y arte, que explore nuevas formas de cogestión de los espacios públicos y sea motor de innovación en participación ciudadana; así como impulsar viviendas colaborativas como forma residencial alternativa, y avanzar en una Administración abierta, por medio de la renovación de la web municipal para facilitar y profundizar la comunicación con y desde la ciudadanía, incorporando bases de datos municipales con licencia libre.