Guaidó promete que la ayuda humanitaria entrará el día 23

SPC
-

El líder opositor da la «orden directa» a los militares de que abran las fronteras para que lleguen los alimentos enviados, que la vicepresidenta asegura que son «cancerígenos»

Guaidó promete que la ayuda humanitaria entrará el día 23 - Foto: TWITTER JUAN GUAIDÁ“

 

Juan Guaidó ejerció ayer ya como presidente de Venezuela, dando la orden a los militares que bloquean la frontera con Colombia de abrir el paso a la ayuda humanitaria que se encuentra varada en la ciudad de Cúcuta, al tiempo que anunció que el próximo 23 de febrero «será el día que ingrese» este envío internacional de alimentos y medicinas en la nación caribeña. «Un regalo envenenado», tal y como insistió el chavismo, que agregó que «la ayuda viene contaminada», según las palabras de la vicepresidenta, Delcy Rodríguez.
Al término de una nueva manifestación celebrada en Caracas contra el Gobierno de Nicolás Maduro, el opositor avanzó que ayer mismo quedó inaugurado un nuevo centro de acopio en la localidad brasileña de Roraima, que se une al ya abierto en Cúcuta, e informó de que el lunes por la noche se produjo el primer reparto de ayuda: 85.000 suplementos nutricionales que equivalen a 1,7 millones de raciones para niños y 4.500 para embarazadas.
A pesar de este importante paso, Guaidó se mostró consciente de que la entrada masiva de las donaciones depende de que los militares, que controlan los pasos territoriales del país, las dejen pasar. Así que espetó a los soldados: «Aquí una orden directa a las Fuerzas Armadas. Esta ayuda también es para ustedes, permitan que ingrese de una vez por todas».
En su discurso hizo hincapié en que Maduro «también se burla de la familia castrense» porque los uniformados y su entorno sufren igualmente la falta de productos básicos -«aquí no hay nada», señaló- y las detenciones por motivos políticos -«más de 160 militares están siendo torturados», indicó-.
Así, se puso en la hipótesis de que el Ejército siga apoyando «al dictador» e instó a los venezolanos a registrarse como voluntarios para recibir y distribuir la ayuda humanitaria en la misma frontera. «Debemos organizar el mayor voluntariado de la Historia», clamó.
Entre tanto, el Gobierno sigue criticando el «show barato» que, a su juicio, se esconde detrás del envío de alimentos y medicinas, con el que, aseguran, se pretende iniciar una invasión de EEUU. Y la vicepresidenta fue a más, considerando que esa ayuda «es cancerígena». «Viene contaminada, así lo han mostrado distintos estudios científicos», subrayó Rodríguez, para quien EEUU busca ahora «envenenar» a los ciudadanos que consuman esos productos. «Podríamos decir que son armas biológicas», agregó.
Sus palabras se basan en una información de la prensa de Cúcuta, que habla de «14 colombianos intoxicados» por los alimentos que se encuentran hacinados.