Cinco investigados por el incendio de agosto en Simancas

Ical
-

Una chispa en una máquina fue la causa del fuego en unos días en los que el elevado riesgo de incendios prohíbe el uso de maquinaria agrícola

El fuego calcinó casi 20 hectáreas.

Efectivos del Seprona de la Guardia Civil de Valladolid han investigado a cinco personas, vecinas de Valladolid, como presuntos autores del incendio declarado el pasado 10 de agosto en Simancas, donde se quemaron casi 20 hectáreas de pinos piñoneros y pasto seco. Según el informe técnico de la Guardia Civil, el punto de inicio del fuego fue una parcela en la que se estaban llevando a cabo tareas de limpieza y desbroce de hierbas y maleza junto al monte, próximo a la urbanización Entrepinos, cuando una chispa de la maquinaria empleada produjo el fuego. 

En el momento en el que trabajaban los ahora investigados, estaba activa una situación de excepcionalidad por la que se prorrogaba la situación de alerta por riesgo meteorológico de incendios forestales entre los días 8 y 10 de agosto en la Comunidad, una situación en la que queda prohibido el uso de maquinaria en el momento y sus proximidades, algo a lo que los investigados hicieron caso omiso, según la Guardia Civil. 

El Equipo del Seprona de Valladolid instruyó atestado que fue remitido al Juzgado de Instrucción número 2 de Valladolid que lleva la causa. A los investigados se les imputa la comisión de un delito de incendio forestal por imprudencia, que lleva aparejada una pena de prisión de uno a cinco años y multa de 12 a 18 meses.