El contrato del parking de La Victoria, liquidado

Ical
-
El contrato del parking de La victoria, liquidado

El Ayuntamiento acordó hoy liquidar, sin que proceda el reconocimiento de indemnización alguna a favor de Teconsa, el contrato de concesión de dominio público del aparcamiento subterráneo en la plaza de la Solidaridad, en La Victoria.

Dicha concesión, según informaron fuentes municipales, fue declarada resuelta en agosto de 2016 tras aprobarse judicialmente el plan de liquidación de Teconsa, declarándose la extinción de la concesión, con reversión del aparcamiento y sus instalaciones al Ayuntamiento.

La apertura de este aparcamiento de residentes, adjudicada a Teconsa en octubre del 2007, tuvo lugar en diciembre de 2011. El número total de plazas de garaje construidas fueron 287, distribuidas en tres sótanos, de las cuales 273 corresponden a plazas de coches y 14 a plazas de motos, mientras que diez fueron cedidas por la empresa concesionaria a residentes, de acuerdo con los pliegos de condiciones aprobados.

Debido a las graves deficiencias en el estado de mantenimiento del aparcamiento, cuyo tercer sótano llegó a inundarse, el Ayuntamiento ordenó el cierre del mismo por razones de seguridad. El día 31 de mayo de 2016 los servicios municipales procedieron a su precinto y cierre efectivo.

Además, según se explica desde el Ayuntamiento, la extinción de la concesión implicó asimismo la resolución de los contratos de los diez cesionarios que habían adquirido sus plazas a Teconsa y que han sido indemnizados por el Ayuntamiento a través de los correspondientes expedientes de responsabilidad patrimonial reservándose el Ayuntamiento el derecho a reclamar dichas cantidades a la concesionaria.

La concesionaria, a través de la empresa Deloitte Abogados, actual administradora concursal, había solicitado al Ayuntamiento una indemnización de algo más de dos millones de euros, cifra en la que valora las inversiones ejecutadas, tanto por la ejecución del edificio del aparcamiento como por su aportación a las obras de urbanización de la plaza. Sin embargo, el Ayuntamiento ha aplicado lo recogido en el pliego condiciones administrativas regulador de la concesión, donde se indica expresamente como causa de resolución del contrato la disolución o quiebra de la empresa concesionaria, sin que exista derecho a indemnización alguna.

Desde el Ayuntamiento se entiende que no procede ahora que la antigua concesionaria presente una reclamación. En cualquier caso, según el Consistorio “se ha realizado un análisis de las cantidades reclamadas y en la resolución aprobada hoy se argumenta las discrepancias con las cantidades barajadas por la concesionaria”.