María Sánchez defiende servicios públicos "fuertes"

Ical
-

La concejala de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Valladolid participa en la sesión constitutiva de la Comisión de la Agenda 2030 en la FEMP

María Sánchez, durante su intervención por videoconferencia en la FEMP. - Foto: @MariaTuitea

La concejala de Medio Ambiente y Desarrollo Sostenible del Ayuntamiento de Valladolid, María Sánchez, defendió hoy unos servicios públicos “fuertes” que permitirán “estar más preparados” para afrontar periodos de crisis económica o sanitaria como el actual, provocado por el COVID-19. Así lo señaló durante su participación en la constitución de la comisión de la Agenda 2030 para la consecución de los Objetivos de Desarrollo Sostenible, aprobados hace cinco años por las Naciones Unidas, dentro de la Federación Española de Municipios y Provincias, con un total de 25 representantes.
Sánchez, que actúa como vocal de Izquierda Unida, Podemos y Comunes en la Comisión, destacó que los principios de la Agenda 2030 van a servir como marco de actuación global y local para afrontar la emergencia nacional y global causada por la pandemia. “Se convierte en una hoja de ruta relevante tanto en la respuesta a los impactos inmediatos, como a medio y largo plazo, para afrontar las transformaciones necesarias en el ámbito social y económico, siempre de manera sostenible, contribuyendo en la medida de lo posible a construir comunidades más resilentes”, comentó.
También apostó por que este documento sirva como instrumento para llevar a cabo políticas transformadoras, tanto en los ayuntamientos como a nivel estatal: “La crisis sanitaria actual nos ha puesto de manifiesto una vez más que hay que cambiar el enfoque que está habiendo en ciertas políticas y poner en el centro los servicios públicos, porque si tenemos unos servicios públicos fuertes estaremos más preparados para afrontar periodos de crisis económica o sanitaria como el que estamos sufriendo en este momento”, apuntó.La edil vallisoletana recordó las iniciativas de la FEMP para dar respuesta a la crisis y alineadas con los ODS de la Agenda 2030. Entre ellas están las 19 medidas económicas aprobadas por la Junta de Gobierno de la FEMP para paliar los efectos económicos del coronavirus, suscritas por el Ayuntamiento de Valladolid, como la flexibilización de la regla de gasto para atender las contingencias extraordinarias de esta crisis, o prorrogar los plazos administrativos para ejecución en 2021 de las Inversiones Financieramente Sostenibles con cargo al superávit de 2018.
“Desde los municipios consideramos que hay que habilitar medidas extraordinarias de apoyo a la liquidez de los ayuntamientos para hacer frente a estos gastos y todo este tipo de políticas que consideramos muy necesarias”, concluyó la vocal de Izquierda Unida, Podemos y Comunes. Para la concejala de Valladolid Toma la Palabra es necesario que la ciudadanía se sienta parte de estos objetivos, por lo que ha anunciando que en el caso de Valladolid se desarrollará mediante la participación ciudadana.