El pulso en el PP de Valladolid tensa el cierre de listas

SPC
-

Raúl de la Hoz, mano derecha de Fernández Mañueco, será el número uno de la candidatura a las Cortes por esta provincia, después de que Jesús Julio Carnero lo llegase a ser, según había anunciado Pilar Del Olmo horas antes

Jesús JulioCarnero y Pilar del Olmo, durante una rueda de prensa en la sede del PP de Valladolid - Foto: Ical

Las disputas entre facciones del PP de Valladolid tensaron durante la jornada de ayer el cierre de listas autonómicas y locales de la formación popular, que concluyeron ‘sobre la bocina’ de la medianoche con varios cambios respecto a lo anunciado inicialmente. El pulso entre la dirección provincial del partido y Génova ha sido importante durante las últimas jornadas, según fuentes conocedoras de las negociaciones, y tal y como reconoció ayer Pilar delOlmo, que había reclamado durante la mañana escapar de cualquier «pulso de unos contra otros» o una «guerra entre facciones» del partido. Finalmente, el portavoz del Grupo Popular en las Cortes y mano derecha del candidato a la Junta, Raúl de la Hoz, será el cabeza de lista por Valladolid al Parlamento regional, tal y como se anunció la semana pasada. Le acompañarán en los puestos de salida Ramiro Ruiz Medrano y  Pilar Garcés, según la lista aprobada ayer por la noche por el partido.
La situación confusa llegó ayer cuando la candidata del PP a la Alcaldía de Valladolid y consejera de Economía, Pilar del Olmo, aseguró que el presidente provincial popular, Jesús Julio Carnero, figura clave en las tensiones en el partido por la colocación de nombres en la provincia, encabezaría la lista del PP a las Cortes de Castilla y León por esta provincia en las elecciones autonómicas del próximo 26 de mayo. Del Olmo consideraba «un acierto» que el presidente del PP de Valladolid fuera de número uno para defender intereses de la provincia, a falta de que el Comité Electoral Nacional de PP ratifique esta lista, al igual que la municipal, en la que el actual vicepresidente de la Junta, José Antonio de Santiago-Juárez, concurrirá como número dos. Pero sus buenas palabras no fueron suficientes para convencer a Génova, que finalmente ha optado por la opción de recuperar a Carnero para la lista municipal, pero esta vez como número tres.
Todo ello después de que este domingo la dirección nacional diese por bueno que Carnero fuera en la lista regional como número dos y García Carvajal como cinco en la lista municipal, pero está opción no gustó nada al presidente de la Diputación, que para optar a la reelección tenía que aceptar ir como número dos de lista de Simancas, cuyo cabeza de lista también mira con deseo al Palacio de Pimentel.
En declaraciones en los pasillos del Auditorio Miguel Delibes de Valladolid, escenario de la entrega de los Premios Castilla y León 2018, y antes de que se aprobase definitivamente los puestos, DelOlmo manifestó la existencia de un diálogo y una negociación con el secretario general del partido, Teodoro García Egea en la que, aseguró, «nadie ha impuesto nada», aunque reconoció que los «pulsos no son buenos». Al respecto, quiso defender a su formación y advirtió de que el suyo «no es un partido monolítico» y «como buen partido democrático», en él «funciona el diálogo».