Limitada la velocidad en el centro por los niveles de ozono

D.V.
-

La velocidad máxima en las calles de la denominada 'almendra central' ha quedado limitada a 30 kilómetros por hora ante el incremento de los niveles de ozono, que ayer ya se situaron en una media de 120 microgramos por metro cúbico en tres estaciones

Velocidad limitada a 30 km/h

La concejal de Medio Ambiente y Desarrollo Sostenible del Ayuntamiento de Valladolid, María Sánchez, ha anunciado este lunes que la velocidad máxima en las calles de la denominada 'almendra central' quedará limitada a 30 kilómetros por hora ante el incremento de los niveles de ozono, que este domingo ya se situaron en una media de 120 microgramos por metro cúbico en tres estaciones de medición.

Así lo ha explicado este lunes la concejal en una comparecencia en el Ayuntamiento, en la que ha recordado que desde este domingo se ha activado la situación 1 del Plan de Acción ante situaciones de contaminación atmosférica, que establece medidas de información a la población.

Pero además y debido a que los niveles de ozono continúan al alza, a partir de este lunes se ha tomado la decisión de adelantar las medidas restrictivas en el tráfico para evitar tener que pasar a la situación 2, en la que se podría cerrar a la circulación el centro de la ciudad. Así, por el momento, se establece una velocidad máxima de 30 kilómetros por hora en el casco urbano.

Este domingo fue el tercer día en el que al menos una de las estaciones de la Red Control de la Contaminación Atmosférica (RCCAVA), superó los 100 microgramos por metro cúbico (ug/m3), umbral establecido para la situación 1 de aviso a la población, por lo que el Ayuntamiento estableció este nivel ayer domingo

Pero además, como ha apuntado Sánchez, tres de las estaciones pasaron este domingo por encima de los 120 ug/m3 en sus medias octohorarias, las de Vega Sicilia (121), Valladolid Sur (126) y Michelin I (124), y ese umbral ya implica "medidas restrictivas", según la concejal.

Para tratar de contener esa tendencia, se ha decidido limitar la velocidad máxima en el casco histórico, delimitado por las calles San Quirce, Cardenal Torquemada, avenida Santa Teresa, Gondomar, Chancillería, Ramón y Cajal, Colón, Cardenal Mendoza, Pedro Barruecos, Alonso Pesquera, Cruz Verde, Labradores, Acibelas, Cadena, Vega, plaza de España, Miguel Íscar, plaza de Zorrilla, paseo de Zorrilla (hasta calle San Ildefonso), San Ildefonso e Isabel la Católica (hasta San Quirce).

 

"EL PLAN ESTÁ PARA CUMPLIRLO"

Sánchez ha recordado que se trata de una medida de sensibilización, para la que se utilizan medios disuasorios, como las pantallas de información instaladas en distintos puntos en las que se avisará de estas limitaciones, o con los cinemómetros que señalan la velocidad de cada vehículo. Hasta ahora, ha reconocido la edil, el Ayuntamiento todavía nunca ha multado a nadie por ir más de 30 por hora en estas situaciones de contaminación, aunque ha apuntado la intención de hablar con el concejal de Seguridad porque "el plan está para cumplirlo".

Durante estos días, se mantendrá la información a los ciudadanos y si se mantienen esos niveles este lunes y martes se pasaría a situación 2 y se tomarían medidas más contundentes, como establece el propio plan entre las que podría estar el cierre de esa 'almendra central' al tráfico privado.

No obstante, la concejal de Medio Ambiente ha manifestado que espera que la situación mejore, porque en la tarde de este lunes se prevé una posible tormenta.

Además, María Sánchez ha recordado que el ozono es un contaminante secundario, que se produce a través de los contaminantes que normalmente existen en las ciudades, puede ser por las fábricas pero en nuestro caso es sobre todo por el uso del vehículo privado.