Rehabilitación de viviendas como medida para fijar población

D.V.
-

El programa 'Rehabitare' de la Junta de Castilla y León suma 17 viviendas en el medio rural de Valladolid, como herramienta para fijar población y garantizar a los más necesitados el derecho a la vivienda

Rehabilitación de viviendas como medida para fijar población

El programa 'Rehabitare' suma 17 viviendas en el medio rural de Valladolid como herramienta para fijar población. Así lo ha destacado este martes el consejero de Fomento y Medio Ambiente, Juan Carlos Suárez-Quiñones, durante su en Medina de Rioseco, donde, acompañado por el alcalde, David Esteban, ha visitado la actuación del referido programa en la localidad.

Una actuación que se une a las 16 restantes en la provincia de Valladolid y que tiene como principal objetivo el asentamiento de población en el medio rural y la recuperación de viviendas en desuso o abandonadas.

En Castilla y León el programa Rehabitare ha conseguido desde 2016 la rehabilitación de 177 viviendas, con una inversión global de cerca de 8 millones de euros.

En el transcurso de la visita, el consejero de Fomento y Medio Ambiente, Juan Carlos Suárez- Quiñones, ha destacado que el Programa Rehabitare no solo se facilita vivienda a quien la necesita a precios razonables, sino que también se fomenta la fijación de población en el medio rural y el asentamiento de población que viene de fuera, además de promover actividad económica en estos pueblos en el proceso de rehabilitación de viviendas a través de empresas locales y la consiguiente creación de empleo.

Estas viviendas, además, se suelen ubicar en los cascos urbanos, lo que permite contar con todo tipo de servicios, optimizando así las infraestructuras existentes, evitando el deterioro del patrimonio municipal y mejorando la estética urbana.

La actuación de Rehabitare en Medina de Rioseco corresponde a una vivienda construida en 1973 que forma parte de un conjunto de propiedades municipales que fruto de la colaboración entre la Junta de Castilla y León y el Ayuntamiento de Medina de Rioseco está siendo intervenida completamente para su adaptación al uso de vivienda de alquiler social.

Cuenta con un salón comedor con terraza, cocina, baño y tres dormitorios con una superficie útil aproximada de 74 metros cuadrados.

 

ACONDICIONADA CON 47.000 EUROS

Se está acondicionando la vivienda sustituyendo la carpintería exterior e interior, incluida la puerta de acceso a la vivienda, a la vez que se están instalando los aislamientos necesarios así como el sellado, alicatado y renovándose el pavimento.

También se está procediendo a la renovación de instalaciones relacionadas con fontanería, saneamiento y electricidad, así como calefacción, entre otras. La actuación incluye amueblamiento de la cocina. La inversión en esta vivienda asciende a 47.679 euros.

Durante su visita, Suárez-Quiñones, en declaraciones recogidas por Europa Press, ha subrayado el compromiso de su departamento con la Ciudad de los Almirantes, en referencia al proyecto ya en marcha--con un presupuesto de 3,7 millones--para recuperar un total de 125 viviendas de su caso antiguo, declarado BIC y escenario de los desfiles de la Semana Santda, de Interés Turístico Internacional, así como a otra iniciativa para la promoción de cinco viviendas de protección oficial, para las que se ha presupuestado un montante de casi 6 millones de euros.

En la provincia de Valladolid se están desarrollando, a través de esta iniciativa, 17 viviendas en los municipios de Matapozuelos, Valbuena de Duero, Alaejos, Villalón de Campos, Campaspero, Alcazarén, Trigueros del Valle, Valdestillas, Piñel de Arriba, San Miguel del Arroyo y Mota del Marqués, que se encuentran ya terminadas.

En ejecución se encuentran la de Medina de Rioseco, Pedrosa del Rey, Valoria la Buena, Montemayor de Pinilla, San Miguel del Pino y Viana de Cega.

La inversión global en la provincia de Valladolid alcanza la cifra de 823.164 euros.

 

UN TOTAL DE 177 VIVIENDAS EN CYL

Asimismo, el consejero ha destacado la consolidación del Programa que ha permitido incorporar desde 2016 un total de 177 viviendas en 166 pequeños municipios de Castilla y León, que se destinan a personas y familias en situaciones económicas y sociales difíciles. La inversión global es de 7,68 millones de euros.

Este año se han incorporado ya 40 viviendas en distintas provincias de la Comunidad. Se trata de viviendas en desuso, propiedad de estos ayuntamientos, que ceden a la Junta de Castilla y León para su rehabilitación y para, posteriormente, poder ofrecerlas en régimen de alquiler a familias del medio rural con una situación económica y social difícil.

El programa forma parte del Programa de Vivienda Social en Castilla y León, cuyas líneas maestras son fruto del Diálogo Social y cuyo objetivo prioritario es el fomento del alquiler para las familias y personas más necesitadas, a través de ayudas y de la creación de un parque público de vivienda en alquiler.

La política de vivienda de la Junta de Castilla y León, consensuada en el marco del Diálogo Social, incluye, además, diferentes líneas especialmente dirigidas a luchar contra la despoblación, mejorando las condiciones de acceso a una vivienda en el medio rural, con especial atención a los jóvenes.

 

PLAN DE VIVIENDA DOTADO CON 36,7 MILLONES

La Junta de Castilla y León gestionará, en el ámbito del último plan de vivienda 2018-2021 aprobado recientemente, una inversión de 36,7 millones de euros, la mitad, 18,35 millones, para actuaciones de rehabilitación de vivienda y la otra mitad para las Áreas de Regeneración Urbana.

De los 18,35 millones destinados a rehabilitación de viviendas, la cuarta parte deberá dedicarse obligatoriamente a actuaciones en el medio rural; y de la partida destinadas a los ARUs, otros 18,35 millones, un tercio se destinará a la regeneración urbana también en el medio rural.

Ya en este sentido, el Consejo de Gobierno ya aprobó la declaración del ARU 'Ciudad de los Almirantes', en el centro histórico de Medina de Rioseco, que permitirá rehabilitar 125 viviendas.

Además este nuevo Plan de Vivienda 2018-2021 ha incorporado, a propuesta de la Consejería de Fomento y Medio Ambiente, ayudas para la rehabilitación de viviendas unifamiliares también en el medio rural, a diferencia del plan anterior que solo incluía proyectos de rehabilitación de edificios de 8 o más viviendas, que solo se encuentran en el medio urbano.


Las más vistas