Luz verde a la tramitación de un nuevo crédito para el ICE

SPC
-
El presidente de la Junta, Juan Vicente Herrera, y la consejera de Economía, Pilar del Olmo, en los pasillos de las Cortes de Castilla y León. - Foto: Ical

Los 'populares' tildan de "éxito" la iniciativa, que ha agotado los 75 millones de euros iniciales en su primer año de vida con 33 empresas beneficiadas que han consolidado 7.400 empleos

El pleno de las Cortes autorizó este miércoles la continuidad de los trámites necesarios para la solicitud de un crédito de 45 millones de euros destinados al reforzamiento del Plan de Crecimiento Innovador de la Comunidad. La propuesta, que ya fue presentada por el PP y que esta ocasión lo fue también por el Grupo Ciudadanos, contó con el respaldo de PSOE y de Podemos, que alabaron la “transparencia” que ha permitido dar el visto bueno a la continuidad de estos trámites. Esta continuidad llega después del rechazo que sufrió hace unas semanas la propuesta del PP para la ampliación del Plan en 30 millones, como informa Ical.

Está previsto que sea en el próximo pleno de las Cortes, el último de la presente legislatura, cuando se dé luz verde a la modificación de la ley que permita al Instituto de Competitividad Empresarial el endeudamiento durante 2019 para concertar operaciones de crédito a largo plazo para la constitución de activos financieros por un importe máximo de 45 millones de euros.

El procurador del Grupo Popular, Juan José Sanz Vitorio, recordó que el Plan de Crecimiento Innovador de Castilla y León nació con una dotación de 75 millones de euros para la financiación de empresas líderes en materia de innovación e investigación inmersas en procesos de nuevos modelos de gestión y que incorporan nuevas propuestas de internacionalización, y atribuyó a “inmadurez y una rabieta” que no se aprobaran estos trámites en la ocasión anterior en que el Grupo Popular lo sometió a votación en las Cortes.

Este plan ha supuesto “la historia de un éxito” que ahora requiere de la ampliación de los fondos previstos, y cifró en 33 las empresas que se han visto beneficiadas y que han consolidado 7.400 empleos además de que han movilizado 12.000 millones de euros. Sanz Vitorio recordó que el 49 por ciento del empleo creado por este plan es de carácter rural, porque el 45 por ciento de esas empresas se encuentran vinculadas al mundo rural en sectores deslocalizados.

La consejera de Economía y Hacienda, Pilar del Olmo, insistió en los pasillos de las Cortes, en que el Plan “ha dado muy buenos resultados” porque se planteó por un periodo de cuatro años y los fondos se agotaron en un año, lo que ha llevado a pedir una ampliación de crédito que requiere de la modificación de la ley, dado que la Ley de Presupuestos del año pasado no contemplaba un mayor endeudamiento por parte del Instituto de Competitividad Empresarial.

Del Olmo incidió en que esta ampliación de crédito redundará en beneficio de las empresas, ya que podrán crear “más actividad y más empleo” en Castilla y León así como dar “un empujón final” a sus procesos de internacionalización. Según Del Olmo, la primera negativa a esta petición fue “una pataleta” por no pensar en el interés general y anteponer intereses políticos “para decir que no a algo que es bueno para la Comunidad”.

Por parte del Grupo Parlamentario Ciudadanos, David Castaño denunció la “falta de planificación y mala previsión” de la Junta, y aclaró que desde la presentación de la anterior Proposición de Ley a esta “han pasado varias cosas”, y después de conocer en profundidad el proyecto en un ejercicio de “transparencia” en la exposición y detectar que la inversión de 30 millones de euros propuesta inicialmente era “escasa”, se ha estimado que “era todo aceptable”.

Desde el Grupo Podemos, Félix Diez Romero agradeció que se “recondujera” la situación y se aportara “transparencia”, además de que reconoció haber tenido ocasión de conocer a las empresas beneficiarias y el empleo que supone. “Es una Proposición de Ley totalmente diferente que antes estaba cogida con pinzas”, por lo que trasladó el respaldo de Podemos a la propuesta frente a su negativa anterior porque el PP “despachó 30 millones de euros sin información” y como estimó que se hacía “en los peores momentos de Castilla y León”.

Por su parte, el procurador del Grupo Socialista, Pedro Luis González, estimó que “nunca el PP había funcionado tan mal” y aunque reconoció que de nuevo rechazaría la propuesta 'popular', estimó que “es mejor trabajar así” y ahora se tiene conocimiento del convenio con Empresa Familiar, por lo que se comprometió a que “el próximo Gobierno socialista tratará de reforzarlo y mejorarlo en beneficio de la empresa familiar de la Comunidad”, declaró.