Bibliotecas interconectadas

SPC
-
Biblioteca de la Universidad de Valladolid. - Foto: Miriam Chacón (Ical)

Los archivos bibliográficos de las universidades públicas contarán con un sistema compartido para su gestión, lo que permitirá a los investigadores acceder a cerca de 20.000 registros científicos

La interconexión de las bibliotecas universitarias públicas de la Comunidad (Valladolid, Salamanca, León y Burgos) ofrecerá un mejor servicio a los usuarios y, en especial, a los investigadores, a quienes acercará unos 20.000 registros de producción científica de los fondos de las cuatro universidades a través del consorcio de bibliotecas de Castilla y León (Bucle). Para este proyecto, la Universidad de Valladolid, que preside el consorcio hasta finales de 2019, ha adjudicado tres importantes iniciativas dentro del proyecto ‘Soporte al investigador’.
Por una parte, se completará un sistema compartido para la gestión de las bibliotecas universitarias y herramienta de descubrimiento de recursos de información. Esto implica un único sistema de gestión, implementar una herramienta de descubrimiento que indexe conjuntamente los catálogos, repositorios digitales y recursos electrónicos, y disponer de un sistema avanzado tecnológicamente que supere en prestaciones y servicios a los sistemas que actualmente mantiene cada universidad por separado.
El sistema elegido ha sido Alma (con la herramienta de descubrimiento Primo), de la empresa Ex Libris, de amplia implantación en las bibliotecas universitarias en todo el mundo, y adoptado recientemente por los Consorcios de Bibliotecas de Madrid y Andalucía, según informa Ical.
La segunda iniciativa que se va a poner en marcha es la interconexión y puesta al día de los repositorios institucionales de las cuatro universidades, tras lo cual podrá accederse a cerca de 20.000 registros de producción científica procedentes de Riubu (Burgos), Buleria (León), Gredos (Salamanca) y UVaDOC (Valladolid).
Por último, la tercera acción corresponde a la implementación de un sistema de control por radiofrecuencia, que posibilitará el acceso al conjunto de información y documentación disponible en las bibliotecas universitarias. Con esta tecnología se produce una automatización del proceso de préstamo y devolución, con ahorro de tiempo, se facilita el inventario de los fondos y se consiguen estadísticas fiables sobre el uso de recursos.
El objetivo con todo ello es que en 2020 las cuatro bibliotecas universitarias estén interconectadas y que se pueda acceder al conjunto de información y documentación disponible, así como a la producción científica de la Comunidad.