La transformación digital, eje del proyecto de la Diputación

Ical
-

El presidente de la institución provincial, Conrado Íscar, ha asumido como un "reto personal" hacer que Internet llegue a todos los pueblos

La transformación digital, eje del proyecto de la Diputación

GALERÍA

Día de la Provincia

El presidente de la Diputación de Valladolid, Conrado Íscar, apuntó hoy a la transformación digital como el “eje” del proyecto de la institución provincial para este mandato con el fin de hacer de la provincia de Valladolid “un espacio de oportunidades para todos”. Durante su discurso con motivo de la celebración del Día de la Provincia 2019, que congregó en el Teatro Zorrilla a alcaldes y concejales de todo el territorio provincial, Conrado Íscar incidió en la apuesta “clara y decidida” de la institución por su “responsabilidad” de “conectar a las personas, engancharlas al futuro y a las oportunidades de desarrollo”, lo que supone “un reto que no puede esperar más”.

Íscar dijo aceptar como “reto personal” el hecho de que internet llegue “a todos nuestros pueblos” con el fin de eliminar las “desventajas” que tienen los municipios más pequeños a la hora de que operadores privados desplieguen infraestructuras para implantar redes de alta velocidad y ultrarrápidas atendiendo a la rentabilidad. “No podemos ni debemos consentir que los vecinos de los municipios rurales tengan menos posibilidades de desarrollo que aquellas personas que deciden vivir en las ciudades”, insistió.

Por eso, uno de sus retos principales pasa por “minimizar o eliminar” la brecha digital que se aprecia en el mundo rural mediante el establecimiento de un modelo de “prioridades de actuación, seguimiento y evaluación” para que los pueblos estén “perfectamente adaptados a las necesidades de nuestro siglo” y porque “no somos vecinos de segunda”.

Pero si acabar con la brecha digital es uno de los retos de la institución provincial para este mandato, no lo es menos la apuesta por el empleo y el desarrollo económico, también para luchar contra las desigualdades, contribuir a que funcionen los servicios sociales o garantizar el sistema de pensiones. Íscar aludió al empleo como “la auténtica fuente de generación de riqueza y causa de la desaparición de desigualdades”.

El presidente de la institución provincial reconoció no concebir la prosperidad de los municipios de la provincia sin empresas “pujantes” en sectores económicos “tan relevantes como la agroalimentación, la enología y el turismo”, por lo que abogó por “redoblar esfuerzos” para que Valladolid se convierta “en un destino gastronómico de primer nivel” ya que cuenta con un atractivo “suficiente” como para situarse “en los primeros niveles del escalafón nacional en este ámbito”.

Sin olvidar la importancia que tienen las políticas sociales, Conrado Íscar se comprometió a “profundizar” en el desarrollo y la modernización de los municipios de la provincia, algo con lo que se cuenta con los planes provinciales que se volverán a financiar “en solitario”, por lo que hizo un llamamiento a la colaboración por parte de la Junta y del Gobierno para hacer frente a sus necesidades, generar empleo y dotar de “más y mejores servicios” a los vecinos.

Igualmente, reclamó al Gobierno de España un modelo de financiación local “justo, estable y suficiente”, una asignatura “pendiente” y que debe aportar “certeza al trabajo que realizamos desde las administraciones más cercanas a las personas”, señaló. Pero para conseguir todo esto, Íscar consideró que hay que “colaborar todos juntos” y “remar en la misma dirección” para trabajar “con responsabilidad, generosidad, respeto y humildad” y haciendo del diálogo y del consenso “el principal instrumento para seguir emprendiendo un camino de propuestas y soluciones que mejoren la vida de los vecinos de la provincia de Valladolid”.

Al acto de celebración del Día de Valladolid 2019 asistió el presidente de las Cortes, Luis Fuentes, quien estimó que el de hoy es “un día de fiesta” para los vallisoletanos del mundo rural, y puso de relieve el trabajo “tan excepcional” de las personas “anónimas” que desarrollan la “labor impagable” y a sus ciudadanos. A su juicio, “es lo que hace falta” con la “unión de todos” para que esta Comunidad y la provincia de Valladolid “salgan adelante”.

Medalla de Oro de la Provincia

Aprovechando la celebración del Día de la Provincia 2019, la institución provincial hizo entrega de la Medalla de Oro que en esta ocasión recayó por unanimidad al que fuera presidente de la Diputación y actual consejero de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural, Jesús Julio Carnero, por su trabajo “incansable” por el desarrollo del territorio provincial y por contribuir a hacer de Valladolid “una de las provincias más dinámicas y más prósperas de Castilla y León”, destacó Conrado Íscar.

Carnero explicó que este reconocimiento supone “un compromiso personal con Valladolid y todos los vecinos de esta provincia” que ha recibido en un a to que supone “un reconocimiento” a todos los alcaldes de la provincia, que hoy son “los protagonistas”.

Tras sus ocho años al frente de la Diputación Provincial, Carnero dijo quedarse “en el ámbito de la acción” con la implantación del transporte en la provincia o con la ‘D’ de Delibes, que aparece en muchos pueblos y que está “anclada” con piedra de Campaspero y que tiene “mucho significado, porque Delibes, entre otras cosas, fue importante por hacer “de lo local algo universal”.

Desde el punto de vista del reconocimiento, Carnero agradeció haber tenido la oportunidad de conocer “palmo a palmo” la provincia porque un pueblo es “el espacio de libertad más mágico para un niño”. Y desde un punto de vista de las personas, agradeció el trabajo de los funcionarios y personal de la institución, de los secretarios de los ayuntamientos, de los diputados provinciales y de alcaldes y concejales que son “la razón de ser de nosotros desde la Diputación” y que son “líderes” en cada uno de sus ámbitos.

A partir de ahora, Carnero hizo un llamamiento para “creer en esta provincia dinámica” porque tenemos en nuestras manos “la llave del futuro” con la agricultura, la ganadería y la industria agroalimentaria como “esencial” y “estratégico”, dijo. “El mundo rural es esencial y necesario para el resto de los mundos”, sentenció.



Las más vistas