640.000 euros para la elite

M.B
-

La FMD se ha visto obligada a mantener las mismas ayudas a las entidades deportivas de la ciudad por la pandemia de la covid-19

640.000 euros para la elite

Congeladas. La Fundación Municipal de Deportes se ha visto obligada a mantener las mismas cantidades económicas de 2019 este 2020 en las llamadas subvenciones municipales a los clubes de elite. Así, el Ayuntamiento ha destinado 640.000 euros a 17 clubes de elite de la ciudad –el Real Valladolid, al ser SAD, no entra dentro de estas partidas–.
Aunque la idea era la de aumentar las cantidades a algunas entidades –como al Club Rugby El Salvador, al contar esta temporada con dos equipo en máxima categoría–, la crisis por la covid-19 ha impedido ese incremento, ya que desde Intervención del Ayuntamiento se ha prohibido que se suba cualquier ayuda fuera del dinero destinado a parar la pandemia.
Así, lo único que ha cambiado respecto a 2019 son algunas de las entidades beneficiarias. El CD Lourdes de judo se ‘cae’ de este grupo de clubes y entra el conjunto femenino de pádel de la Real Sociedad Hípica, recién ascendido a la máxima categoría, con una ayuda de 2.500 euros. También se incorpora, aunque ya estaba dentro de estos convenios, el Club Boxeo Valladolid, aunque en este caso con uno nuevo. También ha variado la cantidad recibida por uno de los clubes, el Valladolid Tenis de Mesa, que perdió la categoría de la División de Honor, la segunda por rango. Así, pasa de los 13.850 euros a los 9.000 de este año.
El resto que se han incorporado en las últimas ediciones, como el Rolling Lemons, Cisne, Hand Vall , CD Universidad de Valladolid , CD Parquesol o Club Atletismo Valladolid mantienen las cantidades respecto a 2019. Como el Valladolid Club de Esgrima, el BSR Valladolid o el Club Patinaje en Línea Valladolid.
Los cinco ‘grandes’, ya que son los que más cantidad reciben, siguen siendo el Atlético Valladolid, el CBC Valladolid, el Balonmano Aula, el VRAC, el Rugby El Salvador.
Desde el Atlético Valladolid, aunque se es consciente de que la situación manda, la palabra que resume las ayudas es «decepción». Y su presidente, Mario Arranz, lo explica por la fecha de recepción del dinero: «En 2019 se abonaron estas ayudas el día 6 de marzo –este año aún no se atisbaba la crisis–»; y con los convenios: «En el nuevo se han incluido algunas cláusulas que no se habían comunicado previamente y aún hoy están sin explicar». Además, aunque es el que más dinero recibe, con 145.000 euros, apunta que «en nuestro caso, es conveniente aclarar que la ayuda neta no llega a 100.000 euros pues pagamos casi 50.000 euros anuales por el uso de las instalaciones públicas».
El CBC Valladolid mantiene una subvención de 95.000 euros, aunque su ‘guerra’ ahora está en la posible ACB. Por eso, su presidente, Mike Hansen, apunta a que «es dinero público y estamos en una situación límite. Agradecidos por lo recibido y toca arrimar el hombro. Llegarán mejores tiempos».
El nuevo presidente del SilverStorm ElSalvador, Rian Butcher, asegura que no es momento de críticas, aunque recuerda que tienen dos equipos en la máxima categoría: «Invertimos y creemos en una igualdad real, que no ha podido ser respaldada en las aportaciones de estos convenios, aunque podemos entender que, dada la situación actual, se hayan tomado decisiones que no son de nuestro agrado, pero sí necesarias. Ahora la prioridad es salir de esta situación».
Mientras que José María Valentín-Gamazo, presidente del VRAC, señala que «el apoyo del Ayuntamiento es fundamental para nuestro desarrollo y el de la ciudad, y más en un momento como éste. Me parece importante y necesario reconsiderarlas así como establecer las bases de control y gestión».
«Venimos solicitando un reconocimiento mayor como club de elite que nos dé posibilidad de asentarnos en la categoría, pero la situación actual es más de pensar en todos y de ayudar a resolver la incertidumbre general existente», señala el presidente del Balonmano Aula, Cayetano Cifuentes, quinto de ese grupo de ‘grandes’.