El museo de arte sacro sale a las calles

R.G.R
-
El museo de arte sacro sale a las calles

Valladolid cuenta con tres semanas santas declaradas de interés internacional, una nacional y otra regional. Todas ellas destacan por la belleza de sus imágenes y la solemnidad procesional

Las juntas locales de Semana Santa de los muncipios vallisoletanos ya tienen todo preparado de cara a la celebración de las procesiones y los actos litúrgicos. La provincia cuanta con tres semanas santas declaradas de interés internacional, pero además tiene otra nacional y una más con regional. Son cinco auténticos museos de arte sacro que ya han comenzado a salir a la calle y que ya prácticamente no pararán hasta el Domingo de Resurrección.?
Valladolid, Medina de Rioseco y Medina del Campo son los tres municipios que tienen semanas santas de Interés Internacional. En la capital prácticamente no se han anunciado novedades a excepción de la procesión extraordinaria celebrada por el 400 aniversario de la  imagen del Cristo Atado a la Columna. Miles de cofrades agrupados en veinte cofradías se encargan de dar vida a las imágenes, siendo las más antiguas La Vera Cruz, La Pasión, Las Angustias, La Piedad y El Nazareno cuyas fechas fundacionales se sitúan entre los siglos XV y XVI, alcanzando el periodo de mayor esplendor durante el siglo XVIII. Devoción, recogimiento y silencio son los signos de identidad de esta Semana Santa que se ven reflejados en procesiones tan importantes como la del ‘Rosario del Dolor’, ‘El Encuentro’, o la magna ‘Procesión General de la Sagrada Pasión del Redentor’ en la tarde noche del Viernes Santo, o el Sermón de las Siete Palabras. 
Las dos medinas también se vuelcan en la celebración de sus procesiones. En el caso de la Villa de los Almirantes, la continuidad  de las tradiciones de los cofrades mantiene intacta prácticamente cada una delas jornadas. El Domingo de Ramos, la procesión de las Palmas tiene como protagonistas principales a los niños que acompañan al popular paso de ‘La Borriquilla’. El Martes Santo, el Cristo de la Clemencia, del escultor riosecano Pedro de Bolduque procesiona en la recuperada procesión de la Clemencia. El Miércoles Santo, el Vía Crucis popular llena las calles de tradición, cultura, religiosidad y silencio.
El Jueves y Viernes Santo, tras el tradicional ‘Desfile de Gremios’, tienen lugar las procesiones del Mandato y la Pasión, y La Soledad, respectivamente. El Viernes Santo, La Crucifixión y El Descendimiento, los pasos más voluminosos y pesados de la Semana Santa riosecana, regalan uno de los momentos más esperados, al exigir una técnica especial para su salida y entrada de la capilla en la que se guardan.
El Domingo de Resurrección, con la Procesión del Santo Encuentro, Medina de Rioseco cierra su anual ciclo de Semana Santa, a partir de ese momento se empieza a hablar y preparar la Semana Santa del año próximo. La pasión por la Semana Santa en la Ciudad de los Almirante no encuentra comparación prácticamente en ninguna otra localidad, ya que los hermanos cofrades lo viven con una enorme inmensidad. 
La Villa de las Ferias recibió en el año 2011 su declaración como Fiesta de Interés Turístico Internacional, reconocimiento fundamentado por el indudable valor de los conjuntos escultóricos más sobresalientes de la imaginería procesional renacentista española, y por poseer las procesiones de disciplina más antiguas de España.
El Jueves Santo es el día de la denominada popularmente ‘Procesión de los Faroles’. A las once y media de la noche el silencio inunda la Plaza Mayor de la Hispanidad, éste solo se rompe por el rumor de los pasos y el redoble de tambores, los cofrades alumbrados por faroles se dejan imbuir de la emotividad dominante en la plaza durante el canto conjunto del Miserere.
El Viernes Santo comienza a las siete de la mañana con la Procesión de Sacrificio en la que los cofrades portan en hombros al Cristo de las Claras (anónimo, s. XIV) llegando hasta el monumento más emblemático de Medina del Campo, el castillo de la Mota.
En la tarde, tiene lugar la Procesión General del Silencio a la que acuden todas las cofradías con sus correspondientes pasos, y en la madrugada se celebra la Procesión de la Liberación, celebrada por primera vez el pasado 2015, en la que los cofrades de Cristo en su Mayor Desamparo acompañan en procesión a la imagen titular que da nombre a la cofradía en andas y alumbrándolo con antorchas.
La Semana Santa de Tordesillas, fue declarada de Interés Turístico Regional en el año 1996. Dentro de las procesiones que diariamente se celebran en Tordesillas, cabe destacar la Procesión del Encuentro Dolorosoque se celebra cerca de la medianoche del Miércoles Santo en el marco incomparable de la Plaza Mayor.
Es, sin duda una de las más espectaculares que ofrece la Semana Santa tordesillana. Destacar también laProcesión de la Pasión de Cristo, el Viernes Santo donde procesionan un total de catorce pasos acompañados de sus cofradías titulares. 
Doce cofradías en el municipio son las encargadas de portar los pasos durante estos días por las calles del municipio, algunas de ellas fundadas en las últimas décadas del siglo pasado y otras pertenecientes a finales del XVI. 
Declarada de Interés Turístico Nacional,  la Bajada del Ángel de Peñafiel posiblemente sea una evolución de los Autos Sacramentales del Medievo. La bajada se escenifica al mediodía del Domingo de Resurrección en la legendaria Plaza del Coso. 
La ceremonia comienza cuando campanas y cohetes anuncian la salida de la procesión de la iglesia de Santa María. La imagen de la Virgen aparece cubierta con un manto negro y es acompañada por los cofrades, mayordomos y fieles, quienes se dirigen a la Plaza del Coso, donde hay dos torres unidas con sendas cuerdas, la imagen enlutada de la Virgen se sitúa debajo de ellas, y en ese momento aparece una esfera, en la que al abrirse emerge un ángel, que por un sistema de poleas desciende sobre la cabeza de la Virgen. Un niño vestido con hábito blanco y coronado se convierte en el ángel que va a revelar a María el Misterio de la Resurrección. 
La Semana Santa comienza con la procesión de la ‘Borriquilla’, a la que sigue la Procesión Penitencial de la Cofradía del Santo Cristo de la Buena Muerte en la noche del Lunes Santo. La tradicional procesión de ‘El Encuentro’ se realiza el Martes Santo en la Plaza de España, en la que las cofradías de La Soledad y el Nazareno procesionan a sus imágenes titulares. El Viernes Santo comienza con varios Vía Crucis para concluir en la Procesión Penitencial General.
otras semanas santas. Pero además de las semanas santas declaradas de interés, la provincia alberga procesiones emblemáticas en muchos municipios como la singular representación teatralizada del ‘Lavatorio, crucifixión y descendimiento’, realizada desde el siglo XVII por la cofradía de la Misericordia de Nava del Rey. En Villavicencio de los Caballeros es muy peculiar la celebración de la Tercera Orden el Jueves Santo en la iglesia de Santa María. Data de 1736 y consiste en la representación de la Pasión por los cofrades de San Francisco. Con calaveras, sogas y coronas escenifican un acto penitencial que comienza a las diez y media de la noche.

El museo de arte sacro sale a las calles
El museo de arte sacro sale a las calles
El museo de arte sacro sale a las calles Chema Concellon
El museo de arte sacro sale a las calles - Foto: Chema Concellon