Puente carga contra Ronaldo

D.V.
-
Puente considera que el proyecto de Ronaldo es "de ciudad"

Puente, en relación a la venta del estadio: "No admitiré ningún chantaje"

El alcalde de Valladolid, Óscar Puente, aseguró este viernes que "no" va a admitir "ningún chantaje" en lo que respecta a la venta del estadio José Zorrilla y la colaboración del ayuntamiento en la remodelación del mismo, según informa Efe. 

El edil intervino en la Cadena Ser para analizar las declaraciones realizadas por el director de Presidencia del Real Valladolid, David Espinar, al Larguero, en una entrevista en la que se trataron diversos temas, entre otros, el proyecto del club para crear una Ciudad Deportiva.

Espinar habló sobre las alternativas que barajaba la entidad deportiva para hacer realidad su iniciativa, que incluían construir un estadio nuevo en un pueblo limítrofe, a lo que Puente reaccionó asegurando que "se está entrando a hacer política" y que la ciudad "no va a consentir chantajes ni de Ronaldo Nazario ni de nadie".

"No teníamos constancia de esta idea. Es una cuestión de subasta y la vinculación con la ciudad parece que no importa", añadió el edil, para el que esta intervención "no es inocente", al realizarse "30 días antes de unas elecciones municipales, que lo que parecen decir es que o cedes ante lo que planteo, o me voy".

En este sentido, Puente explicó que el ayuntamiento ha trabajado desde el primer día en beneficio del club "haciendo lo que se puede y según los márgenes que marcan las leyes y normativas y al ritmo que eso te permite".

En junio se anunció la remodelación del estadio, para la que se preveía una inversión de 20 millones de euros, de los que 5 serían aportados por el Ayuntamiento, pero cuando llegó Ronaldo al club se quiso volver a estudiar la situación en busca del mayor beneficio posible.

El nuevo proyecto planteado por el Real Valladolid aumentaba el gasto hasta alcanzar los 40 millones "que el club plantea que los ponga el ayuntamiento o que se buscara financiación", a lo que se contestó que la ciudad "no podía permitirse ese desembolso" y eso dio lugar a la posibilidad de vender el estadio, señaló Puente.

"Pero para poder hacerlo es necesaria una valoración, vinculante, puesto que es un bien público, y se contrató a una empresa, que aun no ha terminado el estudio", detalló Puente, quien también aclaró que en 24 horas el ayuntamiento puso un suelo a disposición del club para colaborar en la realización de su proyecto.