scorecardresearch

Jon Rahm, ante el reto de igualar a Ballesteros

Agencias
-

El 'número uno' del mundo es el gran favorito para el triunfo en el Abierto de España

Jon Rahm, ante el reto de igualar a Ballesteros - Foto: AFP7 vía Europa Press

Jon Rahm, ‘número uno’ del ‘ranking’ mundial, intentará en el Abierto de España, que se disputa desde hoy hasta el domingo en el Club de Campo Villa de Madrid, igualar las tres victorias de Severiano Ballesteros en un torneo que también contará con una treintena de jugadores nacionales.

El de Barrika afronta la cita como defensor de los títulos obtenidos en 2018 y 2019 y con el objetivo de igualar los tres entorchados del legendario ‘Seve’, que consiguió la victoria en 1981, 1985 y 1995. Además, el deportista vasco acude al célebre recorrido madrileño, diseñado en su día por Javier Arana, con la intención de unir pasado y presente, aspirando a igualar también el logro conseguido hace más de 100 años por Ángel de la Torre en 1916, 1917 y 1919 -la edición de 1918 no se celebró-, una etapa donde el formato de este deporte era radicalmente distinta al actual.

Posteriormente, en el cuatrienio que va de 1946 a 1949, Marcelino Morcillo inscribió su nombre de forma continua en la peana de ganadores del ‘Open de España’, si bien en 1947 el resultado más bajo lo consiguió el amateur Mario González, por delante del citado profesional Marcelino Morcillo.

Rahm se enfrenta a su vez con otros desafíos estadísticos solo al alcance de los mejores, uno de ellos establecido por él mismo en la edición de 2019, cuando igualó, con 22 bajo par, el resultado ganador más bajo en un Abierto de España, que había conseguido Kenneth Ferrie en la edición de 2003, en aquel entonces campeón tras el desempate frente a Peter Hedblom y Peter Lawrie.

Entre los españoles también destaca la presencia de Rafa Cabrera Bello, que une de nuevo su destino al de Jon Rahm en este torneo en el que compartió excelentes momentos durante las dos últimas ediciones celebradas, especialmente en la última de 2019, en la que batalló hasta el último instante por una victoria que se llevó el vasco.

La relación de Cabrera Bello con el Abierto de España se remonta a 2002, cuando, aún amateur, concluyó en la cuarta plaza en la edición que ganó Sergio García en el recorrido grancanario de El Cortijo.