Hervías: "Esto me ha hecho muy fuerte mentalmente"

M.B
-

El extremo Pablo Hervías relata cómo ha sido su camino de recuperación tras una larga lesión, reconociendo que ha sido muy duro: "Cuando me pasó esto, tenía miedo, por la operación y la recuperación"

Hervías: - Foto: realvalladolid.es

Pablo Hervías regresó el domingo a los terrenos de juego tras varios meses apartado de los mismos por una lesión. El extremo fue sometido a una plastia del ligamento colateral medial de su rodilla izquierda en marzo y el domingo volvió de la mejor forma posible, con un gol. El riojano ha sido muy claro esta mañana al relatar cómo ha vivido su recuperación, concluyendo que "esto me ha hecho muy fuerte mentalmente".

"Cuando ya te tienes que operar, tu cabeza cambia, sabes que no va a poder estar, que tu día a día va a cambiar, que cuando tienes que estar entrenando vas a estar en casa, tumbado en el sofá, yo en Logroño. Tenía un babero puesto, me traían la comida, me levantaban para mear… me hacían todo. Cuando vas mejorando, vas poco a poco al gimnasio, son muchas horas madrugando (levantándome a las 8 para ir a Eibar a entrenar), muchos días con fatiga, sin ganas, sin apenas notar mejoría, y se hace muy duro. Pero ya por fin estoy aquí", ha relatado el blanquivioleta, reconociendo que ha sido muy duro. "Cuando me pasó esto, tenía miedo, por la operación y la recuperación. El día que peor lo he pasado fue el día de la operación, porque esa noche en el hospital me dolió muchísimo, no pude dormir. Lo demás, lo he llevado genial, sin dar problemas a los padres y la novia. Me centré en la recuperación y en buscar pequeñas motivaciones, que en el día a día estés un poco mejor", ha añadido.

El domingo volvió, marcó y se lo dedicó al cuerpo médico y a los recuperadores del club. "Ellos durante la semana pasada me dijeron que si jugaba iba a ser un gran día, que iba a marcar, creo que me dijo Alberto. Fui donde ellos por eso y sobre todo por los días de recuperación. Es verdad que la primera parte la hice en Eibar, que ellos saben que va por ellos el gol; y fui a por ellos porque han sufrido mucho conmigo, percances, atrasos en la recuperación. Han estado a mi lado, me han cuidado y fue por ellos", ha aclarado sobre la celebración.

Ahora solo quiere disfrutar del fútbol: "Lo primero era entrar en convocatoria, luego jugar minutos, pero me queda camino. La idea es salir y disfrutar del fútbol. Cuando estás en casa echas de menos hasta las críticas y hasta a los periodistas. Ahora disfruto del día a día". Aunque aún tiene camino, ha asegurado que no tiene miedo a recaer: "Nunca he tenido miedo a lesionarme. Entiendo que muchos jugadores tienen miedo a lesionarse o recaer. Yo no pierdo el tiempo en eso, porque si lo pensase no viviría. No sé lo que es".

Y no se ha olvidado de Sergio González, con el que ha hablado a lo largo del verano. "Él ve como estaba entrenando y ya sé lo que piensa de mí. Hablo con él. Sergio es una parte importante para mí. Sabe lo que soy, como persona y jugador, y lo que le puedo dar".

Segundo mejor gol

Su gol quedará como uno de los mejores de la temporada. "Al final desde esa zona o desde la otra le pego siempre igual. En pretemporada, contra el Sporting en Palencia le pegué más o menos parecido. Lo tenía claro, aunque estuviese lejos, si le pegaba como le pegue, por lo menos córner iba a ser. Salió mejor imposible", ha reconocido, matizando que él se queda, por encima de éste, con el que marcó a Osasuna en la temporada del ascenso.


Las más vistas