Uber y Cabify se van de Barcelona por la nueva regulación

SPC
-

Los VTC catalanes argumentan que la Generalitat ha cedido a la presión, mientras en Madrid ofrecen un nuevo plan que renuncia a la precontratación, pero mantienen el paro indefinido

Uber y Cabify se van de Barcelona por la nueva regulación

El sector del taxi vive un momento de gran tensión y contraste entre las negociaciones de Madrid y Barcelona. Así, mientras las plataformas de vehículos de alquiler con conductor (VTC) Cabify y Uber anunciaron ayer que abandonan la Ciudad Condal tras las medidas adoptadas por la Generalitat, que entran hoy en vigor y que obligan a precontratar sus servicios con una antelación mínima de 15 minutos, en la capital el gremio renunció a la precontratación aunque se mantiene en huelga.
Según Uber, las «restricciones» impuestas por la Generalitat son el motivo de su decisión. Aun así, están «a disposición de la Generalitat y del Ayuntamiento para trabajar en una regulación justa para todos». 
«En Uber queremos que exista una regulación. Nuestro objetivo es convertirnos en un aliado a largo plazo de las más de 600 ciudades en las que operamos. Y Barcelona no es una excepción». «La obligación de esperar 15 minutos para viajar en una VTC no existe en ningún lugar de Europa y es totalmente incompatible con la inmediatez de los servicios» que prestan.
Por su parte, Cabify confirmó también que sus servicios no estarán disponibles en Cataluña. 
La empresa criticó que en su opinión el Govern haya «cedido a la presión y exigencias» del sector del taxi, perjudicando gravemente el interés de los ciudadanos. 
Mientras, la concejal de Movilidad de Barcelona, Mercedes Vidal, aseguró no entender a Uber y Cabify, dado que pueden seguir haciendo su trabajo si siguen las condiciones que marcan sus licencias. 
Por su parte, los taxistas de Madrid anunciaron que renuncian a la precontratación de los VTC, pero volvieron a concentrarse en la Puerta del Sol de forma indefinida hasta que el Gobierno regional les reciba y negocie  una propuesta sin condiciones de restricción de espacio ni de tiempo. 
El colectivo de la capital volverá a poner encima de la mesa una nueva propuesta, en la que renunciaron a incluir el requisito de que la precontratación se haga en base a cuestiones de temporalidad,.
Finalmente, el Ministerio de Fomento avanzó que ultima un nuevo sistema de sanciones para los VTC en el caso de que no cumplan las características fijadas en la ley y operen de forma similar a los taxis.