Castilla y León se juega el liderato del grupo ante Polonia

J. López (Ical)
-
Castilla y León se juega el liderato del grupo ante Polonia

El seleccionador regional prevé un partido similar al de la República Checa, con un fútbol "muy directo", en el que el rival "saldrá rápido en las contras, con algo más de calidad en las bandas, y muy fuertes físicamente"

Castilla y León se jugará hoy, a partir de las 18.00 horas, el liderato del grupo B de la Copa de las Regiones de Baviera ante Dolnoslaski (Polonia), en la segunda jornada de la competición, después de las victorias de ambos conjuntos el martes frente a Hradec Kralove y la región Sur-Chayka de Rusia, respectivamente. Mientras los castellanos y leoneses vencieron por tres goles a cero a los centroeuropeos, con tantos de Puente, Javi Amor y Jorge Rodríguez, los polacos hicieron lo propio por 1-0, anotado tras el rechace de un penalti fallado.

El encuentro se disputará en la pequeña localidad de Hankofen, a una hora por carretera del hotel de concentración, ubicado en Neustadt an der Donau, junto al mítico río Danubio. En declaraciones a Ical, el seleccionador del conjunto arlequinado, Mario Sánchez, señaló que Polonia tiene un “buen equipo y fue superior a su rival, pero en la zona de finalización no estuvieron acertados ninguno de los dos". El preparador salmantino, que vio en directo el choque entre los dos próximos rivales de Castilla y León junto a su cuerpo técnico, observó un sistema de juego y un fútbol “similar” al de Hradec Kralove en la primera cita, “muy directo, saliendo rápido en las contras, quizá con algo más de calidad en los jugadores de banda, y muy fuertes físicamente e intensos en las disputados”. “Preveo un partido muy complicado y del mismo estilo que el primero”, sostuvo Sánchez.

El entrenador del equipo regional, que mañana jugará con su indumentaria habitual, recordó que siempre “tratan de analizar al rival porque es una parte importante dentro de este deporte, para intentar minimizar sus virtudes y atacar sus defectos”. “Pero lo importante es el propio equipo, tratar de proponer a través del balón”, comentó.

Preguntado por la posibilidad de incluir cambios en el once inicial respecto al primer encuentro, mostró prudencia hasta ver “cómo están los jugadores, porque estos campeonatos son muy exigentes”. Y aunque admitió que el calor no es tan sofocante como lo fue en la fase final disputada en Turquía hace dos años, en Bavaria “también hace mella”. No obstante, recordó: “Habitualmente refrescamos el equipo porque creemos que los 20 jugadores son importantes y en función de eso tomaremos decisiones”, concluyó.