Los mercados navideños toman Valladolid

M.Rodríguez
-

El instalado en la Plaza Mayor, junto con toda la decoración, imita los europeos, mientras Portugalete apuesta por la artesanía. También se multiplican los solidarios para recoger fondos

Los mercados navideños toman Valladolid - Foto: Jonathan Tajes

GALERÍA

Mercados navideños

Es una tradición recién exportada de pueblos y ciudades de Alemania, Austria, Alsacia, Países Bajos o la República Checa, pero parece que ha llegado para quedarse. El mercadillo navideño instalado en la Plaza Mayor suma en su tercera edición 34 puestos de artesanía, con el reclamo del gran árbol de los deseos iluminado con 136.640 puntos de luz. Una escenografía muy similar a sus referentes centroeuropeos, que acumulan siglos de tradición, ya que la tradición se remonta a la Edad Media, en la Europa germánica. De hecho, la primera referencia que existe es la mercado de Navidad de Dresde en 1434.
Antiguamente estos mercados servían para dar cobijo a los vecinos y ayudarles a sobrellevar mejor el frío invierno.Por eso se mantiene la tradición de servir vino caliente, aunque aquí se mantiene firme la apuesta por el chocolate caliente. Pero ahora se han convertido en un foco de atracción para el turismo y también para las compras navideñas. En el de la Plaza Mayor se pueden encontrar belenes, juguetes tallados, decoraciones navideñas, libros, adorno y en productos gastronómicos típicos de estas fechas.
Un ambiente muy diferente, pero también claramente vinculado a la Navidad tiene  la XVI Feria de Artesanía, que reúne hasta el 5 de enero a más de 40 expositores mostrarán la variedad de oficios tradicionales y artísticos de Castilla y León. Los artesanos regionales muestran aquí sus productos «únicos y originales», que van desde la joyería, textil, cuero, vidrio, cerámica, juguetes, cerería, cosmética natural, encuadernación, talla en piedra o trabajos con fibras naturales, papel y cartón. La actividad comercial se completará con un amplio programa de actividades para el público, que podrá participar en más de 70 talleres en vivo para familiarizarse con las técnicas del grabado en papel y vidrio, el modelado, el dibujo en 3D y académico, la talla de piedra o la caligrafía, y elaborar adornos navideños y marionetas o piezas con materiales como la arcilla polimérica, fieltro o cartón piedra.
Otro mercado ya tradicional en la capital, que ha cambiado varias veces de ubicación, es que ahora está instalado en la Acera de Recoletos, donde se pueden encontrar todo tipo de productos tradicionales y adornos relacionados con la Navidad.
mercadillos solidarios. Pero estos días, previos a las celebraciones navideñas, también proliferan los mercadillos con fines benéficos. Uno, que ya se está convirtiendo en tradicional, es el conocido como Dulce Tentación, que se celebra este fin de semana, y donde monasterios y conventos darán a conocer su repostería en la sala del Atrio de San Felipe Neri. Otro, que tiene doble convocatoria es el que organiza la ONG Proyecto Madagascar, que organiza sendos mercadillos en la iglesia de la Paz y en la Sala Borja.

 

Mercadillo de la Plaza Mayor. La Plaza acoge el II Mercado de Producto Navideño con 34 puestos de artesanía hasta el 6 de enero. Su horario será de 11.00 a 14.30 y de 17.30 a 21.30 horas (excepto los días 24 y 31 de diciembre, que abrirán solo por la mañana, y 25 de diciembre y 1 de enero, cuando permanecerán cerradas). Aquí se pueden adquirir productos navideños o de alimentación relacionada con la Navidad como velas, belenes, flores, juguetes, alimentación o productos decorativos relacionados con la Navidad.


Plaza de Portugalete. Más de 40 expositores muestran la variedad de oficios tradicionales y artísticos de Castilla y León en la XVI Feria de Artesanía de Navidad que se desarrollará hasta el 5 de enero en la plaza de Portugalete. En sus puestos se pueden comprar productos de joyería, textil, cuero, vidrio, cerámica, juguetes, cerería, cosmética natural, encuadernación, talla en piedra o trabajos con fibras naturales, papel y cartón.


Acera de Recoletos. Este mercadillo estará abierto también hasta el 6 de enero. En las casetas se pueden encontrar todo tipo de productos tradicionales y adornos relacionados con la Navidad.  Su horario es de 10 a 14 horas y de 16 a 22 horas los días laborables, mientras que los viernes y vísperas de festivos abierto hasta las 23 horas.


Atrio san Felipe Neri. Los monasterios y conventos dan a conocer este fin de semana su repostería en la sala del Atrio de San Felipe Neri. Entre los productos destacan dulces tan representativos para estas fechas como los turrones artesanales de todo tipo, los mazapanes, las rosquillas, el chocolate, las pastas de limón, y algunos otros muy conocidos como los ‘Amarguillos’, ‘Huesos de Fray Escoba’, ‘Brinquinillos de Santa Teresa’ o ‘Varas de San José’, entre otras.


Iglesia de la Paz y Sala Borja. Este mercadillo solidario que se celebrará del 26 al 30 de diciembre en la Iglesia de la Plaza, de los Hermanos Capuchinos, en la plaza de España, destinará el dinero recaudado  al mantenimiento del Centro de Acogida y Formación de Madres solas con niños en Madagascar.  Allí también se recogerán de donaciones de ropa en «buen estado».   El Proyecto Madagascar también realizará un mercadillo similar entre el 27 y el 29 de diciembre en la Sala Borja. Allí se podrá comprar música, libros, regalos o juguetes, pero también se recogerán donaciones.