Buscan desde el sábado a dos miembros de la banda del 'Pipi'

D.V.
-

La Policía les sorprendió con un Audi A5 robado en el barrio Belén, se dieron a la fuga y, al tratar de ser interceptados en Santovenia por un control de la Guardia Civil, a punto estuvieron de arrollar a un agente. El coche apareció quemado

Control de seguridad de la Policía Nacional. - Foto: J.T.

Policía y Guardia Civil tratan de identificar a los dos ocupantes de un turismo Audi A5 que el pasado sábado protagonizaron una peligrosa huida por las calles de la ciudad en la que llegaron a colisionar con un 'zeta' y a punto estuvieron de arrollar a un agente de la Comandancia de Valladolid.

A la persecución registrada este martes en la capital, saldada con la detención de tres personas y dos agentes heridos en el barrio de Las Viudas, se suma la ocurrida en la madrugada del pasado sábado y que se inició sobre las 2.00 horas en el barrio Belén, donde, según ha podido saber Europa Press en fuentes del caso, un Audi A5 ocupado por dos hombres logró huir de la persecución realizada por hasta cinco coches patrulla de la Policía Nacional. Los perseguidos, a gran velocidad, hicieron caso omiso a las señales de los agentes y en un momento dado llegaron a colisionar con uno de los vehículos, tras lo cual reanudaron la marcha y tomaron dirección Santovenia, donde efectivos de la Guardia Civil que realizaban un control en la rotonda situada a la entrada de la localidad trataron de dar el alto al vehículo, sin éxito. De hecho, uno de los guardias se vio obligado a echarse a un lado para evitar ser arrollado por los perseguidos.

Poco tiempo después, el turismo, propiedad de una vecina del barrio Belén, fue hallado calcinado frente a la factoría de Lingotes. La Policía continúa las pesquisas para la identificación y detención de los ocupantes del vehículo siniestrado, que, según las mismas fuentes, pudieran ser integrantes de la banda del 'Pipi'.