Paseo de tres minutos de Sánchez entre quejas y piropos

D.V.
-

Óscar Puente asegura que es el primer presidente del Gobierno que pisa el barrio de Pajarillos en 40 años de Democracia

Visita de Pedro Sánchez al barrio de Pajarillos - Foto: Jonathan Tajes

GALERÍA

Visita de Pedro Sánchez al barrio de Pajarillos

El presidente del Gobierno en funciones y candidato del PSOE a la Presidencia del Gobierno, Pedro Sánchez, ha dado un breve paseo de poco más de tres minutos por la barriada de 29 de octubre en Valladolid, donde ha llegado con casi una hora de retraso de lo previsto entre cánticos de algunos vecinos de la zona que mostraban su malestar por la venta de droga y la suciedad en el barrio y gritos de otros que le calificaban de "guapo" o le aclamaban como presidente.

Sánchez tenía previsto iniciar a las 12.30 horas este paseo por la barriada de 29 de octubre, zona desfavorecida del barrio de Pajarillos, con problemas de narcotráfico, en la que el Ayuntamiento de Valladolid lleva a cabo un proyecto urbanístico y social, sin embargo su viaje a la capital vallisoletana, en avión, se ha retrasado y no ha llegado a la zona hasta cerca de las 13.30. En ese espacio de tiempo, el alcalde de Valladolid, el también socialista Óscar Puente, que ya estaba presente en lugar, ha sido recibido por las críticas de un grupo de vecinos del barrio de Pajarillos que se quejaban por la venta de droga en el polígono de 29 de octubre y el estado de "abandono" en el que aseguran que se encuentra la zona, informa Europa Press.

Puente ha mantenido una larga conversación con el grupo de vecinos, de los cuales alguno de ellos llegó a tildarle de "mentiroso", para explicarles que el proyecto que tiene en marcha el Ayuntamiento de Valladolid pretende "romper el círculo de la marginalidad" en el que está inmerso el 29 de octubre, pero ha recordado que es algo que "no se puede lograr de un día para otro". También ha incidido en que los vecinos y la Coordinadora de Pajarillo tiene "permanentemente abiertas" las puertas del Ayuntamiento, de su despacho y del de subdelegado del Gobierno.

Visita de Pedro Sánchez al barrio de PajarillosVisita de Pedro Sánchez al barrio de Pajarillos - Foto: Jonathan Tajes

A la llegada de Sánchez, tras un corto chaparrón, que se ha bajado del coche oficial en la calle Cigüeña, esquina con Cisne, se han escuchado tanto cánticos que reclamaban "un barrio libre de drogas" o que "aquí, aquí, aquí se vende droga", como otros gritos que le llamaban "guapo" o le aclamaban como presidente.

 

 

El candidato socialista a la Presidencia del Gobierno ha sido recibido por el alcalde de la ciudad, el secretario general del PSCyL, Luis Tudanca, los candidatos al Congreso y el Senado por Valladolid Javier Izquierdo y Manuel Escarda y otros representantes socialistas.

Junto a los bloques de viviendas que ya han sido rehabilitados, Puente ha explicado a Sánchez brevemente el proyecto que tiene en marcha el Consistorio en la barriada y también ha recibido un detalle, una pintura de un futbolista de la Selección Española, que le han hecho los alumnos del colegio Cristóbal Colón.

El director de este centro, Alberto Rodríguez 'Bertoni', ha podido contar, también brevemente, el proyecto Pajarillos Educa, con el que una decena de colegios e institutos de Pajarillos quieren "dar una vuelta" al barrio basándose en la integración de las minorías y en destacar los proyectos positivos que se pueden llevar a cabo.

A continuación, Sánchez ha continuado el breve paseo, que ha consistido en rodear uno de los bloques rehabilitados y, tras saludar a varias personas de las decenas de curiosos que le habían esperado en la zona, ha vuelto a subirse al vehículo oficial para recorrer en él los 500 metros que le separaban del Centro Integrado Zona Este, donde se celebraba un acto público del PSOE.

A su salida, alguno de los vecinos ha lanzado gritos de reproche por la breve visita a Pajarillos, si bien Óscar Puente ha querido recordar unos minutos después al inicio del mitin "exprés" que cuando un político nacional viene a Valladolid "siempre se recorre la calle Santiago hasta la Plaza Mayor", lo que da un mensaje, a su juicio, "excesivamente conservador".

Sin embargo, Puente ha subrayado que cuando ayer le confirmaron que Sánchez vendría a Valladolid pensó que era una buena ocasión para que "un presidente del Gobierno pusiera sus pies por primera vez en 40 años en Pajarillos".

"EL PARAÍSO NO NOS NECESITA"

El regidor socialista y portavoz de la Ejecutiva federal ha reconocido que Pajarillos y el 29 de octubre "no es lugar idílico" ya que tiene "problemas, marginalidad, pobreza, delincuencia", por lo que cree que los socialistas "aquí son necesarios". "El paraíso no nos necesita, es para la derecha".

Puente ha añadido que el Polígono del 29 de octubre estaba "olvidado" hasta la llegada al Ayuntamiento del equipo de Gobierno que él encabeza, ya que "hizo falta un gobierno progresista para empezar a cambiar la realidad de este barrio".

Así, ahora se apuesta por un proyecto educativo, por la diversidad, algo que ha incidido que los socialistas ven como una oportunidad mientras "para la ultraderecha es una amenaza". Para ello, ha reclamado el apoyo de las asociaciones vecinales porque todos unidos pueden cambiar el barrio.

Algunos de esos vecinos contrariados por la actuación municipal en la barriada habían reclamado en su conversación previa con Puente más presencia policial y más permanente, así como mejores condiciones de limpieza, pues aseguraban que durante varias semanas ha habido escombros, enseres abandonados y basura en las calles que han sido recogidos este lunes en la víspera de la visita del presidente del Gobierno.

Puente, que ha sido calificado de "mentiroso" por alguno de ellos, ha insistido en que la situación del barrio se tiene que resolver mediante el diálogo algo que, ha advertido, se ve imposibilitado si los vecinos mantienen esas actitudes.