El Ilunion saca su fondo de armario para ganar

D.V.
-

El Fundación Grupo Norte cae por 61-68 en el XVI Torneo de Arroyo de la Encomienda

El Ilunion saca su fondo de armario para ganar

El Fundación Grupo Norte no ha podido hacerse con el XVI Torneo de Arroyo de la Encomienda, al caer, en el último cuarto, ante un Ilunion que echó mano de su fondo de armario, y de la calidad de jugadores como Terry Bywater, para terminar de imponerse a un rival que les tuvo contra las cuerdas y que mantuvo un gran nivel competitivo durante todo el partido, que se decidió en los compases finales, informan los medios del club.

Aunque los madrileños controlaron el marcador y tomaron la iniciativa del mismo, gracias al mayor acierto de sus jugadores, lo cierto es que los vallisoletanos realizaron una seria defensa que impidió que el Ilunion obtuviera destacadas rentas, y eso que el acierto anotador de los de José Antonio de Castro fue paupérrimo, en comparación con otros choques.

El porcentaje de tiro fue muy bajo -apenas de un 40%- y, si bien la defensa conseguía controlar de manera bastante efectiva a los lanzadores rivales, ese lastre les pasó factura y, por tanto, fue imposible poder dar la vuelta al marcador, que reflejaba un 32-36 al descanso, favorable a los de Miguel Vaquero.

El Ilunion saca su fondo de armario para ganarEl Ilunion saca su fondo de armario para ganar - Foto:

El Fundación Grupo Norte no se rendía, y mantuvo un intenso nivel defensivo tras la reanudación, con un Prieto muy destacado en el juego interior y en los tiros, pero esa falta de efectividad en los lanzamientos siguió siendo una losa, que no dudó en aprovechar el Ilunion para mantener su control en el electrónico (43-46).

En la pretemporada, con tanta carga de entrenamientos y partidos, resulta lógico que los equipos lleguen con más dificultad a los últimos minutos, como así sucedió, y entonces fue cuando el cuadro madrileño hizo valer su banquillo, y ese buen hacer de uno de los mejores tiradores de la liga, como es Bywater, junto a Latham, para amarrar el triunfo y, con él, llevarse el título de uno de los torneos más antiguos de España.