La Junta aprovechará el cine para promocionar el español

Ical
-

Seminci apuesta por la proyección de las películas ganadoras en las principales ciudades de la Comunidad, al igual que ya se hace en centros cívicos de Valladolid y su provincia

La Junta aprovechará el cine para promocionar el español

La Consejería de Cultura aprovechará el “carácter estratégico” del sector audiovisual de la Comunidad  en el exterior como herramienta para la promoción de la lengua española y la cultura regional. De esta manera, se fomentará la presencia de los cineastas castellanos y leoneses y sus obras en diversos festivales de cine en lengua española en el extranjero. Así lo anunció hoy el director general de Políticas Culturas de la Junta, José Ramón González, con motivo de la la celebración del Día del Cine de Castilla y León, en el marco de la 64 edición de la Seminci de Valladolid.

González apostó por reforzar la “visibilidad” internacional de la Comunidad  como referente cultural, tanto en el cine como la literatura y la lengua. El objetivo último, según explicó, será la generación de riqueza y la promoción turística de Castilla y León.

El director general de Políticas Culturales aseguró que el nuevo equipo de la Consejería impulsará esta legislatura el trabajo de la Film Commission para atraer a la Comunidad toda clase de actividades audiovisuales (rodajes cinematográficos, series de televisión, documentales, publicidad y vídeo, entre otros). “Ya existe este órgano pero, hasta ahora, ha tenido una escasa actividad y se limitaba a una página web”, señaló González. 

De ahí que abogara por que sea una instrumento “más activo” y que tenga una proyección en el exterior, para lo que será necesario que esté presente en los principales mercados como festivales, tanto nacionales como internacionales, para facilitar la participación de los profesionales y empresas de la Comunidad en producciones extranjeras y para que Castilla y León sea un territorio “realmente” atractivo para los rodajes de cine.

Ayudas "más transparentes" a los festivales

José Ramón González también anunció –según recogió Ical- que la Junta continuará con la línea de apoyos a los festivales pero defendió unas ayudas “más transparentes y claras” para que el dinero llegue de “manera adecuada”. En este sentido, consciente de que la Seminci  es un referente en los circuitos cinematográficos nacionales e internacionales, recordó que la Consejería “rescató” 50.000 euros que habían “desaparecido” en abril, por lo que la financiación con el festival asciende a 194.000 euros.

Además, Cultura y Turismo continuará con el trabajo “intenso” para fortalecer el papel de la Filmoteca de Castilla y León, como centro referente de la conservación, estudio y promoción de la cinematografía y del patrimonio filmográfico en toda la Comunidad. A partir de ahora, la programación de la Filmoteca llegará más localidades de la Comunidad, con especial atención a aquellas localidades en las que el acceso al cine resulta más difícil para los ciudadanos, y se intensificará igualmente la cooperación con otras filmotecas para favorecer el intercambio de ciclos y la difusión de las creaciones cinematográficas fuera de la región. Tanto el director de la Semana Internacional de Cine de Valladolid, Javier Angulo, como la responsable de la Filmoteca de Castilla y León, María Teresa Conesa, aplaudieron las líneas trazadas por José Ramón González y confesaron que esta música –en referencia a sus palabras- “suena bien”.

Una labor similar que también impulsará la Semana Internacional de Cine de Valladolid, tal y como apuntó Angulo, con el ciclo de proyecciones Comunidad Seminci. En la línea de lo desarrollado ya en colaboración con el Ayuntamiento de Valladolid y la Diputación para proyectar los títulos más significativos en las últimas ediciones del festival, tanto en los centros cívicos de la capital como de las localidades de la provincia. De esta manera, Seminci buscará que las películas premiadas (Espira de Oro, Espiga de Plata y el Premio al Público) y otras cintas importantes lleguen a teatros, cines y salones de las capitales de provincia y principales ciudades de Castilla y León.

El Día del Cine y el Audiovisual de Castilla y León, que tendrá su momento más destacable esta tarde con la entrega de la Espiga de Honor al director salmantino Antonio Hernández, también sirvió para  enumerar la presencia de las producciones cinematográficas de la Comunidad en la programación del festival, en los apartados ‘Castilla y León en corto’ y ‘Castilla y León en largo’.

Además, alguna de las películas de la Comunidad que se podrán ver en la 64 edición ha contado con la financiación de la Consejería de Cultura y Turismo. Este es el caso de ‘Zaniki’, del director salmantino Gabriel Velázquez, programada el día 20 de octubre.

Cortos en 'Quercus' 

Por otro lado, en la sección ‘Castilla y León en corto’ se podrá disfrutar también del resultado del programa ‘Quercus’, iniciativa de apoyo al cortometraje en el que la Consejería colabora con la Coordinadora de Festivales de Cine de Castilla y León. En su edición de 2019 el catálogo de ‘Quercus’ está integrado por los siguientes cortometrajes: ‘Best Seller’, de Max Lemcke; ‘Viudas’, de María Guerra; ‘La Santa’, de Vega Halen; ‘Espero’, de Loreto García; y ‘Si Creo’, de Milo Jiménez.

El coordinador de festivales de cine de Castilla y León y director del certamen de Medina del Campo (Valladolid), Emiliano Allende, defendió la apuesta por una producción “fuerte” y “fértil” de los cortometrajes que se hacen en la Comunidad, tal y como ocurre en el País Vasco con 'Kimuak'. “Hay que cuidar los cortos porque son un viver y la escuela práctica de cine que luego se someten a las críticas de los festivales”, significó.

Allende recordó que los cortometrajes de Castilla y León, recogidos en 'Quercus', lograron el año pasado un total de 166 nominaciones y 27 premios en los diferentes festivales, tanto de la Comunidad como de España y de otros países. En cuanto a la edición de 2019, la coordinadora recibió unos 60 trabajos aunque solo se seleccionó una veintena porque la mayor parte no cumplía con las bases del concurso (productora o director fuera de Castilla y León, rodado en la Comunidad o que los responsables del corto hubieran residido los últimos cuatros años en la región).

Por su parte, María Teresa Conesa, valoró la labor de la Filmoteca de Castilla y León, que ha aumentado su número de visitantes un 44 por ciento desde la apertura del centro de Salamanca en 2015, hasta las 23.000 personas (entre visitantes y espectadores habituales a las proyecciones).

Reclamó apoyo a la producción cinematográfica de manera “reglada, entusiasta y con mino”. Y es que subrayó que “todo empieza” con la producción porque sin ella no habría posibilidad de exhibir ni contar nada. También pidió ayuda para la distribución con los festivales de cine.