Los usuarios de Bla Bla Car en Valladolid crecen un 54%

Ó.F.
-

El alza del precio de los combustibles hace que afloren nuevos métodos de transporte, como las bicicletas de alquiler y los patinetes y vehículos eléctricos

Un grupo de personas se prepara para iniciar un viaje en un vehículo compartido desde una capital de Castilla y León. - Foto: Solete Casado

El gasto en gasolina suele ser uno de los más importantes en los hogares españoles, con permiso de la hipoteca. La incorporación de la mujer al mercado laboral ha hecho que lo más habitual es que se necesiten dos coches en casa, con el consiguiente gasto que esto supone en impuestos de circulación, combustible, revisiones, reparaciones, etcétera. El incremento del precio de la gasolina en los últimos años, además de otros factores, como la mayor concienciación medioambiental, ha provocado que cada vez gocen de más protagonismo alternativas de movilidad más limpias y baratas. Una de las más conocidas es la de compartir coche. Tanto es así, que hay plataformas en Internet que han hecho un verdadero negocio a base de conectar a personas que quieren compartir trayecto y gastos con el coche. 
La más conocida es Bla Bla Car, una plataforma que no ha dejado de crecer en la Comunidad en los dos últimos años, especialmente en Valladolid. Según los datos facilitados por la propia empresa, en 2016 había 43.787 usuarios registrados en esta provincia, una cifra que aumentó hasta los 67.632 del año pasado, un 54 por ciento más. En este periodo el incremento en Castilla y León ha sido del 52 por ciento. Se trata de una herramienta que utiliza esencialmente la gente más joven, aunque es una tendencia que cambia con el tiempo. De hecho, en los últimos siete años la edad media de los usuarios de Castilla y León ha pasado de 24 a 31 años dentro de una comunidad cada vez más paritaria: el 54 por ciento son hombre y el 46, mujeres.
Aunque el trayecto más habitual en Castilla y León es el que conecta Salamanca y Madrid, las segundas rutas más compartidas el año pasado fueron Valladolid-Madrid, y Valladolid-Salamanca. En octavo lugar de esta lista también aparece Valladolid-Burgos. Desde Bla Bla Car sostienen que la distancia media de estos viajes compartidos en España es de 285 kilómetros, que la ocupación media ronda los cuatro pasajeros (frente a los 1,7 en los viajes a margen de esta plataforma) y que esto ha evitado la emisión de más de 139.000 toneladas de CO2 al año.
Los usuarios de Bla Bla Car en Valladolid crecen un 54%Los usuarios de Bla Bla Car en Valladolid crecen un 54% - Foto: Jonatan TajesPero esta no es la única alternativa para reducir la factura de la gasolina. Del resto, la más clásica es el transporte público, que ha logrado mantener sus cifras de pasajeros en los últimos años en Valladolid. Es más, en 2018 el número de usuarios de Auvasa creció un 0,7 por ciento hasta los 25.599.092. Precisamente esta semana el PSOE ha prometido nuevas medidas para fomentar el uso, como la gratuidad para jóvenes de hasta 15 años. Otra de las alternativas para fomentar el ahorro es el uso compartido del coche en el aparcamiento disuasorio de la Feria de Valladolid. El estacionamiento allí no tiene coste cuando se accede con más de una persona en el coche. Sin embargo, sigue siendo uno de los menos utilizados de la ciudad.
Otra posibilidad es dejar aparcado el coche y optar por la bicicleta. El Ayuntamiento dispone del servicio Vallabici, el servicio de alquiler de bicicletas que desde septiembre del año pasado funciona las 24 horas. El sistema arrancó en 2013 y en sus cinco primeros años de funcionamiento superó los 2.300 usuarios. Hay otras alternativas que poco a poco se imponen, como el uso de patinetes eléctricos, cuya regulación todavía no se ha aprobado en Valladolid, a diferencia de otras ciudades. Y los coches eléctricos e híbridos, cuyas ventas, condicionadas al desarrollo de infraestructuras, no van al ritmo que los fabricantes esperaban hace unos años.