Sergio: "El resultado no marca lo que ha pasado en el campo"

D.V.
-
Sergio: "El resultado no marca lo que ha pasado en el campo" - Foto: R. GARCÍA

El entrenador del Real Valladolid asegura estar triste y fastidiado, y advierte que su equipo seguirá peleando

El entrenador del Real Valladolid, Sergio González, quien aseguró hoy tras perder ante el Betis no estar preocupado, pero sí "triste y fastidiado", advirtió de que aunque el fútbol les está dando muchos golpes que no merecen, su equipo "va a pelear y a seguir".

Según comentó en rueda de prensa, en declaraciones recogidas por Efe, "el resultado no marca lo que ha pasado en el campo", ya que se ha jugado "de manera correcta" y se siguió con el plan establecido, impidiendo que se adelantaran en el marcador para luego buscar presión en la segunda mitad, pero el gol en el descuento de la primera mitad "trastocó todo".

Por ello indicó que "no se puede reprochar a los jugadores que no hayan mostrado actitud", aunque sí admitió que "faltó calidad en el último pase" pero, sobre todo, se va triste, "por la gente, porque está con el equipo, y por los futbolistas, porque no se merecen estos varapalos".

Para González, el Betis "no ha sido un equipo ramplón", sino que ambos equipos jugaron "una primera mitad tranquila" y fue el Valladolid el que llevó el peso del partido, a pesar de no crear situaciones claras.

"Faltó revolución, que llegó en la segunda parte, y también el primer gol nos hizo mucho daño y no supimos gestionarlo bien, pero se pusieron ganas y actitud competitiva a pesar de seguir encajando golpes fuertes. Ahora hay que trabajar para mantener más firmeza defensiva y buscar más el plano ofensivo", apuntó.

González explicó que el plan era "entrarles por fuera e intentar un dos contra uno por su carril" pero, a medida que avanzó el partido, "el plan pasa más a una actitud personal y a lo que el futbolista entiende", aunque insistió en que el Betis "se llevó un botín demasiado grande" para lo que se vio en el césped.

Para el técnico del Real Valladolid hay un evidente bajón de resultados, pero también futbolístico "porque no llegan goles y se ha bajado un poco el listón en defensa", si bien aclaró que cada detalle que no les sale bien se les "clava" y les impide encontrar fluidez.

"Estamos sufriendo mucho castigo a nivel de cabeza y eso es difícil de gestionar. Hoy teníamos que haber ganado o, al menos, no haber perdido, pero queda aun mucho y vamos a pelearlo, porque no se ha perdido el carácter competitivo y tan solo falta un golpe de suerte que, seguro, llegará", aseveró.