Alcaraz: "Es hora de que lo solucionemos en el campo"

D.V.
-
Alcaraz: "Es hora de que lo solucionemos en el campo" - Foto: SERGIO PEREZ

El centrocampista reconoció ayer estar fastidiado por el error en el penalti pero que no se vendrá abajo por ello. El domingo irán a "ganar" a Ipurua

"Tenemos que dejarnos de tópicos y es hora de que lo solucionemos en el campo. Colectivamente estamos bien, jugando buen fútbol. Hoy es un día complicado, pero tenemos que levantarnos e intentar sacarlo adelante. Tenemos potencial y estoy seguro de que vamos a cambiar la dinámica. Quedan once finales y somos conscientes de la importancia que tiene para este club quedarse en Primera”. Así hablaba ayer Rubén Alcaraz el día después de la dura derrota ante el Real Madrid.

Alcaraz saltó a la palestra y dejó claro que es el momento de que el equipo dé “un paso adelante” y esquilme los “pequeños detalles individuales” que vienen condenándoles, dado que “el margen de error se está agotando”. El medio subrayó que el equipo está sufriendo muchos batacazos, aunque aclaró que, en su opinión, deben estar “más concentrados y atentos” a esos balones que “rodean el área”. “Con muy poco nos hacen gol y a nosotros nos cuesta mucho”, matizó el futbolista quien, aun así, también lamentó la escasa fortuna que están teniendo.

“El fútbol nos debe una y esperemos que llegue”, dijo Alcaraz, en declaraciones recogidas por la web del club. Asimismo quiso dejar claro que los malos momentos del Real Madrid en el primer tiempo atienden a méritos colectivos del bloque blanquivioleta. “Nosotros hacemos un gran partido y luego ellos nos ganan jugando otro fútbol que no dominamos. Al descanso nos vamos uno a uno, pero podríamos habernos ido dos o tres cero”, explico el jugador, quien antes había destripado sus sensaciones previas y posteriores al penalti que marró.

No titubeó a la hora de reconocer su error y cuán afectado está al respecto. Eso sí, anotó que volvería a asumir la responsabilidad si el equipo y el entrenador así lo requiriesen. “Estoy fastidiado por mi error. Estaba convencido de que lo iba a meter y por eso cogí la responsabilidad. Fue un penalti en el que llevaba varios días pensando y toda mi vida soñando. Sabía de la importancia y lo he fallado. No me puedo justificar. Domino la faceta del golpeo, pero me equivoco. Una vez lo fallo no me puedo venir abajo. Hubiese sido un error que no me hubiese perdonado”, agregó.

Para concluir, Alcaraz destacó que van a Ipurúa para enfrentarse al Eibar sin “ningún miedo”, al mismo tiempo que no ocultó que el vestuario sí hace cuentas sobre el puntaje necesario para colmar la permanencia, aunque resaltó que “lo mejor es ir partido a partido”. “Hay que ganar”, sentenció.