scorecardresearch

La 'ola joven' duplica ya los hospitalizados en Valladolid

A.G.M.
-

Más de la mitad de los nuevos ingresados es menor de 50 años. El repunte de los contagios no afecta por ahora a las UCI, ya que el Clínico recibió al último crítico el 30 de junio y el Río Hortega, el 16, pese a lo cual, aún atienden a 7 covid

Enfermeros de la planta de Neumología del Hospital Pío del Río Hortega de Valladolid, realizan el control de uno de los pacientes ingresados con COVID-19 - Foto: EFE/Nacho Gallego

La quinta ola está empezando a irrumpir también en los hospitales, pese a que el grueso de contagios se esté produciendo entre jóvenes de menos de 30 años. Los últimos datos difundidos por la Consejería de Sanidad desvelan un progresivo repunte de los ingresos, acentuado fundamentalmente esta semana, lo que ha terminado por duplicar el número de covid hospitalizados en Valladolid. Clínico, Río Hortega y Comarcal de Medina del Campo pasarán el fin de semana con 29 contagiados en sus plantas covid, por los 16 que había hace diez días, cuando se produjo la eclosión de la llamada ‘ola joven’ y empezaron a dispararse las cifras de positivos, lo que ha hecho que la tasa provincial de incidencia acumulada salte ya por encima de los 300 puntos; cinco meses después, otra vez en riesgo ‘extremo’.

Las hospitalizaciones no llevan por ahora ese ritmo tan elevado. Van creciendo, pero en un goteo que parece asumible por ahora, aunque la estancia se va alargando. Las cifras son todavía bajas, pero ya van teniendo su peso, hasta el punto de que en la última semana se han registrado 20 ingresos, diez de ellos solo en la jornada del jueves, lo que invita a pensar que la situación podría ir empeorando durante los próximos días.

Precisamente, el vicepresidente y portavoz de la Junta, Francisco Igea, alertaba este jueves sobre ese repunte de las hospitalizaciones que se estaba produciendo y sobre el hecho de que esos ingresos sean protagonizados cada vez por gente más joven: «Más de la mitad de los nuevos ingresos, son menores de 50 años. Esto es algo esperado y patrón lógico porque es la gente no vacunada». «Hemos cumplido con la vacunación de los mayores para evitar el problemón sanitario en que se podría haber convertido esta ola. Pero hay ingresados de 20 y 30 años, por debajo del umbral de la vacunación», destacaba Igea, quien auguraba todavía «dos o tres semanas malas», ya que «menos de catorce días no se tarda en parar el ritmo de crecimiento, que en este caso es alto».

La incidencia en la provincia (al cierre de esta edición) está en 344, con un repunte todavía más fuerte en la capital, donde la incidencia acumulada (IA) ya está en 405, solo superada por los 556 de Simancas, los 563 de Fuensaldaña, los 693 de Peñafiel y los 911 casos por 100.000 habitantes que reporta Nava del Rey. Laguna está en 351, Arroyo en 312 y Medina en 132.

Ratios elevadístimas, tal como alertaba el portavoz de la Junta, que empiezan a traducirse en más ingresos en planta, aunque no en las unidades de críticos del Clínico y el Río Hortega, donde la situación sigue mejorando poco a poco, como lleva haciendo de un modo más  o menos constante desde que a finales de enero se llegaran a simultanear 107 covid ingresados. Ahora son siete, la mejor cifra que se anota desde finales de agosto. Los dos últimos hospitalizados en la UCI del Clínico fueron el 25 de mayo y el 30 de junio, mientras que el Hospital Río Hortega no ingresa a ningún crítico desde el pasado 16 de junio.