Gómez Noya regresa con un quinto puesto y buenas sensaciones

Agencias
-
Gómez Noya regresa con un quinto puesto y buenas sensaciones - Foto: JO CAIRD/ITU MEDIA

El español vuelve a la competición ITU disputando la modalidad esprint de la Copa del Mundo de New Plymouth

El triatleta español Javier Gómez Noya ha finalizado quinto en la Copa del Mundo, en New Plymouth (Nueva Zelanda), una cita que suponía su regreso a las competiciones ITU y en la que se mantuvo luchando hasta el final por las posiciones de podio, mientras que el australiano Luke William y la italiana Angelica Olmo se han llevado las victorias.

Gómez Noya, quíntuple campeón del mundo de triatlón y medalla de plata en los Juegos de Londres 2012, retornó a la modalidad esprint (750 metros en natación, 20 km. en bicicleta y 5 km. de carrera) como preparación para las Series Mundiales que disputará a finales de abril y también con el objetivo en el horizonte de prepararse para los Juegos Olímpicos de Tokio 2020.

El eslovaco Richard Varga, especialista en el tramo de natación, comandó a los 67 participantes que se dieron cita en la playa de Ngamotu en la primera transición, seguido por los neozelandeses Sam Ward y Tayler Reid, que establecieron junto al italiano Gianluca Pozzatti el grupo delantero en el tramo ciclista. El triatleta español aguantó el segmento inicial entre los mejores y salió del agua con sólo unos segundos de retraso y ya en la bicicleta, no tardó demasiado en dar caza a los primeros y en lanzar los primeros ataques en las rampas más duras del recorrido.

Sin embargo, un error a la hora de aparcar la bicicleta, equivocándose de box, le lastró para la carrera a pie, que comenzó con 10 segundos de desventaja. Ya en la tercera y última transición, Luke William impuso su ritmo dominante y sólo el local Hayden Wilde y el alemán Valentin Wernz, bronce este año en Mooloolaba, parecían seguirle; por detrás, el gallego alcanzaba a Sam Ward y el germano Justus Nieschlag. El australiano pegó un último tirón y llegó a la última vuelta en solitario, alcanzando la meta con 6 segundos de ventaja sobre el alemán Justus Nieschlag y el neozelandés Sam Ward. El español fue quinto a 13 segundos.
En la prueba femenina, la italiana Angelica Olmo, compañera de entrenamiento de Mario Mola y Carolina Routier, se llevó el triunfo al imponerse al sprint a la suiza Jolanda Annen con un tiempo de 1:03:27, un segundo mejor que la helvética; la australiana Jaz Hedgeland cerró el podio. 
En cuanto a la participación española, Miriam Casillas fue la mejor posicionada al pasar duodécima la línea de meta. Por su parte, Carolina Routier terminó decimocuarta y Marta Sánchez, decimoctava.