Crónica de un descenso anunciado

Agencias
-

El Espanyol baja a Segunda, por quinta vez en su historia, tras 26 campañas seguidas en Primera

Crónica de un descenso anunciado - Foto: Alberto Estévez

Un año aciago. El Espanyol ya es equipo de Segunda desde el pasado miércoles. La temporada del regreso a Europa ha terminado con el final más cruel, certificar el descenso en el campo del eterno rival, el Barcelona. Pero bajar en el Camp Nou solo es la anécdota, ya que el conjunto ‘perico’ estaba tocado desde la pretemporada. Cuatro entrenadores, cambios en los despachos y sin rumbo deportivo, así ha sido esta campaña. 
Ahora deberá reinventarse en la categoría de Plata. Los catalanes son uno de los históricos de Primera, con 85 temporadas, como el Valencia, y solo le superan Barcelona, Real Madrid y Athletic. 
El Espanyol será de nuevo equipo de Segunda, y repite el mal trago del 29 de junio de 1993, fecha en la que consumó su hasta ahora último descenso al perder el ‘play-off' de promoción ante el Racing de Santander, donde jugaba Quique Setién, ahora técnico de su verdugo, el Barça, el eterno rival.
Pues bien, 26 años, dos meses y 15 días después, no solo se habla si no que se lamentan, los ‘pericos’, de ser nueva carne de Segunda. Y ello, ¿de quién es culpa? Pues está más que repartida entre directivos, jugadores y entrenadores. Sí, en plural.
David Gallego, Pablo Machín, Abelardo y ahora Rufete han pasado por el banquillo del RCDE Stadium, un feudo cuatro estrellas UEFA que no verá partidos de Primera hasta, por lo menos 2021-22. Quien también podría estar en el blanco de las críticas de la afición es el presidente y máximo accionista del club, el empresario chino Chen Yansheng, que ve truncado su proyecto.