Eduardo Margareto estrena su documental 'Cuba crea'

D.V.
-

La película se estrenó este mediodía y compite con otros once largometrajes dentro de la sección DOC. España del festival vallisoletano

Eduardo Margareto estrena su documental ‘Cuba crea’

Nueve años después de rodar ‘Almas del Camino’, su primer mediometraje documental, el último trabajo audiovisual del fotógrafo riosecano Eduardo Margareto, ‘Cuba crea’, se estrenó este mediodía en los Cines Broadway, dentro de la competición de la sección DOC. España de la 64 Semana Internacional de Cine de Valladolid. “Es la primera vez que participamos en la competición así que estamos expectantes, ilusionados y muy contentos”, subraya el realizador.

‘Cuba crea’ tendrá un segundo mañana lunes a las 17.15 horas en el mismo espacio. La película, producida por Rafael Monje a través de El Sueño del Monje y con guion de Jorge Moreta (autor del libro ‘Cuba más allá de Fidel’), es el particular homenaje que el editor gráfico de la Agencia Ical brinda a los artistas cubanos y a la inagotable efervescencia creativa de la isla.

“Es espectacular lo que hay en Cuba, ver todo el talento que hay allí y la cantidad de cosas que hacen sin medios técnicos siquiera. Como se puede ver en el documental, se preocupan mucho por la cultura y por la educación, y derrochan humildad, algo que a mi juicio es fundamental para la cultura y para la vida en general. Los cubanos tienen algo especial que es difícil encontrar en Europa o en América, y es que son realmente conscientes de que la cultura mueve fronteras, y por eso la respetan y la aman”, señala el cineasta, que regresa a Seminci tras haber participado en el festival fuera de concurso con películas como ‘24’ (2014) o ‘Cuando Zorrilla fue Twickenham’ (2016).

A lo largo de ‘Cuba crea’ desfilan delante de la cámara muchos de los más prestigiosos artistas cubanos del momento, como los escritores Leonardo Padura (Premio Princesa de Asturias de las Letras 2015), Pedro Juan Gutiérrez (‘Trilogía sucia de La Habana’) y Wendy Guerra, los músicos Alain Pérez, Elíades Ochoa (Buena Vista Social Club) y Roberto Fonseca, las cantantes Cucu Diamantes, Danay Suárez y Daymé Arocena, el bailarín Carlos Acosta (‘Yuli’), el actor Jorge Perugorría, el colectivo artístico Los Carpinteros y el pintor Roberto Fabelo, entre otros. Todos ellos brindan a los espectadores sus reflexiones sobre la situación cubana, la religiosidad, la efervescencia creativa y sus pensamientos vitales para trazar un mapa emocional de la realidad contemporánea creativa de la isla.

Cuestionado sobre lo que le ha enganchado al género documental, Margareto subraya que, a su juicio, “es el gran género porque engloba todo”. “Yo soy fotógrafo de formación, y poder dar voz y movimiento a los retratos que haces y a los personajes que fotografías es brutal. Además en mi vida la música y el sonido es algo fundamental, y el audiovisual te permite añadir esos elementos al relato, algo que para mí es increíble”, destaca.

Una pasión que viene de lejos

La pasión del fotógrafo y documentalista riosecano Eduardo Margareto por Cuba viene de lejos. Fue en 1993 cuando realizó el primero de muchos viajes allí y desde entonces quedó prendado del espíritu libre y fulgurante de la isla y los isleños. La magia que envuelve ese reducto anclado en el Caribe y la inagotable cantera de talento creativo que allí surge año tras año son los mimbres que ahora le han empujado a dar forma a su nuevo largometraje documental.

“Cuba inspira por vocación y regala historias a cada paso. El reto era reunir, por primera vez, a sus principales creadores en un documental. Al plantear el proyecto a los protagonistas y hablarles de lo que queríamos hacer se entusiasmaban porque tampoco conocían que se hubiera hecho algo parecido antes”, señala Margareto.

Con ese objetivo, plantearon el documental como “un viaje” con el cual recorrer la isla “de oriente a occidente, como ha sido siempre la historia de Cuba: Colón entró en la isla por oriente, los Castro entraron por Santiago y luego subieron a La Habana...”. “La idea era repetir ese recorrido, parando en diferentes ciudades y usando esas paradas para hablar de personajes que nacieron allí, y contar la historia a través de sus voces y en primera persona”, explica el cineasta.

El largometraje también intenta dar respuesta a por qué siguen viviendo en la isla artistas de primer nivel internacional, pese a la difícil situación y a las restricciones existentes en Cuba, un enclave que, a juicio del director, es “una fuente de inspiración total”. “Para empezar, Cuba llama la atención en todo el mundo. No sé si fue por la situación política, por cómo llegaron al poder los hermanos Castro o por el peso de Fidel como personaje histórico, pero en España se habla prácticamente todos los días de Cuba porque es algo que interesa y claro, eso también ayuda a los creadores”, reflexiona.

Inquirido sobre sus próximos proyectos, confiesa que en el futuro le gustaría completar su trilogía de documentales sobre el fenómeno migratorio que se produjo durante la primera mitad del siglo XX desde Castilla y León hacia Iberoamérica. Tras rodar en 2010 ‘Partir’ en la propia Cuba, y en 2011 ‘Volver’ en Argentina, en el horizonte le aguarda ‘Vivir’, la tercera y última entrega de la serie, que pretende grabar en México. “El tema del viaje me apasiona y me emociona mucho pensar qué podía pasar por la cabeza de todos esos españoles que jamás habían salido de su pueblo y que, en plena posguerra, tuvieron que echarse la manta a la cabeza y decidieron cruzar el charco sin saber qué les depararía el futuro”, concluye.