Los excesos del deporte ruso

Agencias
-
Los futbolistas Kokorin y Mamaev tras su juicio por agresión - Foto: EFE

En menos de una semana las federaciones de fútbol y atletismo del país exsoviético se han visto salpicadas por casos de dopaje y agresión

Kokorin y Mamaev, condenados por gamberrismo

Se lo tienen bien merecido. El pueblo ruso había dictado sentencia mucho antes de que los futbolistas Alexandr Kokorin (Zenit) y Pavel Mamaev (Krasnodar) fueran condenados a un año y medio de cárcel por gamberrismo y agresión. "El juez demostró que para él todos son iguales ante la ley, sean famosos futbolistas, actores, funcionarios o ciudadanos de a pie. Así debe ser", aseguró Mijail Fedotov, jefe del Consejo de Derechos Humanos adscrito al Kremlin, tras conocerse el fallo.

El proceso contra ambos futbolistas se convirtió al principio en un auténtico "reality show" y después en un juicio público en el que la mayoría de los rusos se sentaron gustosamente en la bancada de la Fiscalía.

El caso es que muchos en este país se la tenían jurada a un sector de la población que comenzó a comportarse tras la caída de la Unión Soviético como príncipes sin corona. Mientras los rusos sufrían múltiples penurias, los futbolistas vivían a cuerpo de rey y sin privarse de nada -mansiones, coches ultimo modelo, viajes al extranjero-, vidas disipadas que eran mostradas profusamente por la televisión. Incluso la animadversión hacia los futbolistas era compartida por el resto de deportistas, en especial por los practicantes de modalidades olímpicas poco populares y que tenían muy difícil salir adelante con becas irrisorias. "Cobran millones y nunca han ganado nada", comentaban campeones olímpicos. Y Kokorin y Mamaev se convirtieron en los mejores representantes de esos "niños mimados" del deporte ruso.

En el verano de 2016 ambos de gastaron 250.000 euros sólo en champán en una fiesta en Mónaco poco después de que la selección fuera apeada en la primera fase de la Eurocopa. Esta semana, ambos jugadores fueron condenados por su participación en una pelea callejera el año pasado, en la que, según imágenes captadas por cámaras de vigilancia, los futbolistas agredieron a un trabajador del Ministerio de Comercio, y al chófer de una presentadora de televisión. El abogado de Kokorin no dudó en culpar hoy a la prensa por dictar el fallo mucho antes de que se conociera y advirtió que si por "dos golpes" su defensor recibió año y medio, "la mitad de la Madre Rusia debía estar entre rejas o incluso más". Pero la cárcel ha sido para ellos. Concretamente, 18 meses de prisión para Kokorin y 17 para Mamaev,quienes antes de su arresto jugaban en la primera división rusa y disputaron algunos partidos en la selección nacional, se encontraban bajo custodia desde octubre del año pasado por participar borrachos en la trifulca. 

Si se recupera de su grave lesión de rodilla que le apartó de los terrenos medio año -trauma que la estancia en la cárcel ha agudizado, según los médicos del club-, Kokorin podrá reanudar su carrera. No está tan claro que ocurrirá con Mamaev, ya que el Krasnodar tiene intención de imponer su propio castigo y romper el contrato que les une.

 

Savina y Obraztsov pierden su licencia por dopaje

La Federación Internacional de Atletismo (IAAF) ha retirado la condición de Atleta Neutral Autorizado al velocista ruso Igor Obraztsov, "después de que no superase un control antidopaje fuera de competición llevado a cabo el 9 de abril de 2019", señaló el organismo en un comunicado. La IAAF ha notificado a la federación rusa (FRA) que Obraztsov, de 23 años y especialista en el hectómetro, "ya no es elegible para competir en pruebas internacionales en 2019, pendiente de la resolución del caso disciplinario".

La FRA fue suspendida por la IAAF en noviembre de 2015 a raíz de reiterados escándalos de dopaje, aunque atletas rusos sin antecedentes de dopaje han podido competir como neutrales desde diciembre de 2016.

Por su parte, la Unidad de Integridad de Atletismo (AIU, por sus siglas en inglés) ha suspendido por 12 años a la atleta rusa Ksenia Savina, según publica en su último boletín. La entidad tomó la decisión debido a la "presencia de una sustancia prohibida" en las muestras, "manipulación del control de dopaje" y "complicidad", tornándose efectiva la sanción a partir del 6 de mayo de 2019.

En línea con esta decisión, la Federación Rusa de Atletismo también tomó la decisión de suspenderla por el mismo plazo "sin tomar en consideración el plazo de su inhabilitación temporal, durante la cual Savina participó en eventos internacionales bajo el nombre de Galina Slishko". La Federación también sancionó al entrenador Alexei Savin (su esposo) con 4 años, a partir del 3 de abril de 2019. 

Savina ya fue inhabilitada temporalmente bajo sospecha de consumir sustancias prohibidas en septiembre de 2018. La AIU detectó en las pruebas de dopaje de la corredora rusa de mediofondo eritropoietina.

En abril del presente año tanto Savina como su esposo fueron formalmente acusados de falsificar y violar las normas antidopaje de la IAAF.