Arte con el sello de la Asociación Belenista Castellana

D.V.
-

Varios miembros de esta agrupación son los autores de dos de los principales conjunto belenísticos de Valladolid, el de Las Francesas y el del Palacio de Pimentel

Belenes realizados por la Asociación Belenista Castellana - Foto: El Día de Valladolid

GALERÍA

Belenes realizados por la Asociación Belenista Castellana

La Asociación Belenista Castellana pone su sello estas navidades en dos de los principales conjuntos que se pueden contemplar en Valladolid, una ciudad de profunda tradición belenista. Se trata del que hay en el Palacio de Pimentel y en Las Francesas.

El Belén Monumental que alberga la sala de exposiciones de Las Francesas representa este año el nacimiento de Cristo rodeado de un paisaje inspirado en la película Avatar, de James Cameron, para mandar un mensaje "de paz" y ecologismo ante la necesidad de conservar la naturaleza. Aporta una visión "novedosa" y "actual" en el que se reconoce a Jesús recién nacido como el "Avatar de la nueva era" en el centro de la exposición, "inmerso" en un tronco de roble en torno al que se desenvuelve un paisaje compuesto por cuatro elementos de la naturaleza.

Y es que, en esta ocasión el belén manda un mensaje de "paz" con el nacimiento de Cristo y otro para reivindicar el ecologismo, como se hace en la película, algo "hoy necesario" por el futuro "incierto" que se aproxima para el planeta, según explicó el responsable de la Asociación Belenista Castellana, Ricardo Rodríguez, en la presentación del portal.

Belenes realizados por la Asociación Belenista CastellanaBelenes realizados por la Asociación Belenista Castellana - Foto: El Día de Valladolid

Así, el misterio que el colectivo ha montado en la antigua iglesia de las Francesas, destaca por la representación de tres elementos: el agua, que fluye en manantiales y cascadas por el paisaje instalados que rodean al niño Jesús; la tierra, que se evoca con árboles, un tronco de roble, musgo y arbustos, y el fuego, que se encarna en las luces que iluminan el Belén. En este sentido, Rodríguez explicó, en declaraciones recogidas por Europa Press, que la intención era representar también el elemento del aire a partir de la niebla, pero no ha sido posible por problemas en la instalación, para la que la Asociación ha tenido dos días.

El otro 'gran' belén impulsado por la Asociación esta Navidad está en la Sala de Exposiciones del Palacio de Pimentel, sede de la Diputación de Valladolid, un Belén Bíblico Monumental que cumple 20 años y cuya principal novedad es el relevo del maestro belenista Manuel Bononato, quien ha cedido el testigo a Jesús Pelayo al frente del montaje. Así, el belén de este año se convierte en un homenaje a Bononato, quien se jubila como responsable de esta iniciativa y al que se homenajea a través de una exposición que acompaña al tradicional belén, en la cual se muestran algunas de sus creaciones ornamentales empleadas en anteriores ediciones, las cuales forman parte de su colección particular.

Entre otras se exhiben piezas que formaron parte de los belenes -todos ellos instalados por la Asociación Belenista Castellana- ambientados en el antiguo Egipto, Mar de Galilea, Segovia o el Generalife y la Alhambra de Granada, expuestos en la Sala de Exposiciones del Palacio de Pimentel.

La muestra se completa con la proyección continua de los vídeos de once de los belenes que han pasado por la Diputación en los últimos 15 años, de 2003 a 2018.

El Belén Monumental de este año se ambienta en el pueblo de Belén y está formado por 200 figuras, incluidos los animales y la ornamentación, piezas tradicionales del artesano madrileño José Luis Mayo que se suman a las del maestro Bononato.

En esta ocasión se reduce el número de figuras y se compone en su mayoría de corcho, hierba y tierra, materiales naturales y reutilizables que se van a conservar para futuros montajes, mientras que el poliespán se reserva para los edificios y los objetos y ornamentos que acompañan a las figuras.

A lo largo de los 36 metros cuadrados que ocupa el belén se reparten las cinco escenas principales, como son la Anunciación a María, la Huida a Egipto, el Portal, los Reyes Magos y la Anunciación de los Pastores. Este nacimiento podrá visitarse hasta el 6 de enero de lunes a domingo en horario de 11.00 a 14.00 horas y de 17.00 a 21.00, si bien los días 24 y 31 de diciembre permanecerá cerrado por la tarde y el 1 de enero no abrirá en todo el día.

Durante la inauguración, Bononato ha agradecido este homenaje, mientras que Pelayo ha subrayado el "honor" que le supone encargarse del montaje en el 20 aniversario de este belén, el cual ha requerido de tres días y medio de montaje.