scorecardresearch

Las comisiones disparan un 61% las reclamaciones a los bancos

Óscar Fraile
-

Los vallisoletanos presentaron 512 el año pasado ante el Banco de España, frente a las 318 y 245 de los dos años anteriores

Una persona realiza una operación en un cajero automático. - Foto: Rubén Serrallé

El aumento de comisiones bancarias ha sido una de las políticas económicas más recurrentes de las entidades financieras en los últimos años para compensar la caída de ingresos por otras vías. Y esto ha tenido su reflejo en las reclamaciones que los clientes han presentado ante el Banco de España. El año pasado aumentaron en Valladolid un 61 por ciento, al llegar a 512, frente a las 318 de 2020 y las 245 de 2019. Curiosamente, es el mismo porcentaje de subida que se ha registrado a nivel nacional, donde han pasado de las 21.320 de 2020 a las 34.330 del año pasado, según la Memoria de Reclamaciones presentada recientemente por el Banco de España.

Unas cifras que están en consonancia con la actividad registrada en la delegación regional de la Asociación de Usuarios de Bancos, Cajas y Seguros (Adicae). Sí, hemos notado ese incremento, sobre todo en lo que se refiere a las comisiones bancarias", explica uno de sus técnicos y delegado en Castilla y León, Alejandro Cano. "Hay un tipo de quejas, que son las de toda la vida, que siguen existiendo, y que son los casos colectivos, como las cláusulas abusivas de los préstamos hipotecarios", señala Cano. Pero, además, hay otros casos, "que se han incrementado en gran medida: las quejas por comisiones". El delegado de Adicae critica que "en España no están reguladas y cada banco decide su cuantía en cada uno de los servicios que proporciona".

Los procesos de fusiones bancarias tampoco han ayudado. "Con esto lo que hacen es ganar rentabilidad cerrando sucursales, pasando muchos servicios de presenciales a digitales y, sobre todo, con comisiones, que son las reinas de las reclamaciones bancarias, al menos eso es lo que vemos nosotros en Valladolid", señala.

Para Cano, la más "sangrante" es la de mantenimiento, es decir, la que se cobra solo por tener la cuenta abierta. Pero cita otras, como las comisiones por transferencia, por descubiertos y por tarjetas, entre otras. "La gente está muy quemada", concluye el representante de Adicae.

El informe del Banco de España refleja que las reclamaciones por cuentas corrientes aumentaron el año pasado un 40 por ciento. Ahí es donde se integran todas las quejas por comisiones. Con todo, son el tercer concepto que más reclamaciones acumula (un 19,7 por ciento del total), por detrás de las hipotecas (27,7 por ciento) y las tarjetas (26,4 por ciento).

El estudio también recoge que las entidades financieras que más reclamaciones recibieron el año pasado fueron Caixabank (7.089), Banco Santander (5.821), BBVA (4.482), Wizink (2.125) y Banco Sabadell (1.487).