scorecardresearch

Los contratos indefinidos se duplican con la reforma laboral

David Alonso
-

Castilla y León registra más de 12.300 fijos durante el mes de febrero, frente a los 5.000 que se firmaron el año pasado o los 6.600 de antes de la pandemia

Imagen de un trabajador de la construcción en la provincia de Ávila. - Foto: David Castro

Castilla y León cierra febrero como el mejor mes en lo que a contratación indefinida se refiere con 12.307 acuerdos laborales de este tipo, lo que supone duplicar las cifras prepandemia, y ya supone uno de cada cinco contratos firmados, cuando antes apenas llegaban al diez por ciento del total. El segundo mes con la reforma laboral en vigor ha servido para corroborar las buenas cifras que presentó enero, donde la contratación indefinida ya dejó muestras de un repunte que se han venido a confirmar con los datos de febrero publicados ayer por el Ministerio de Trabajo y Economía Social. De esta forma, la nueva normativa en materia laboral comienza a dar sus frutos en Castilla y León a pesar de que la Comunidad experimentó un ligero retroceso en el número total de contratos firmados, que descendió en algo menos de 4.000 hasta los 56.919. En cualquier caso, los indefinidos supusieron el 21 por ciento del total, cuando antes de la pandemia la cuantía de este tipo de contratos sobre el total rondaba entre el ocho y el 10%.

El sector servicios acaparó siete de cada diez nuevos contratos indefinidos en Castilla y León. Además, el mes de febrero sirvió para que se firmaran más de 1.000 acuerdos laborales de este tipo a menores de 25 años. Unas cifras de contratación indefinida que ayer celebraron los sindicatos autonómicos, que no dudaron en apuntar a la reforma laboral como responsable de este cambio de tendencia. El secretario regional de Acción Sindical de UGT, Raúl Santa Eufemia, destacó «el efecto positivo que está teniendo la reforma laboral en la contratación, aunque muchas de sus medidas aún no han entrado en vigor, atajando la precariedad laboral y la temporalidad y aumentando los empleos dignos y de calidad». Por su parte, desde CCOO, señalaron que casi 5.000 de los 12.300 nuevos contratos registrados en febrero han sido conversión de contratos temporales en indefinidos. 

El viceconsejero de Economía y Competitividad en funciones, Carlos Martín Tobalina, también puso en valor que «sube la contratación indefinida y baja la temporal», y confió en que se mantenga esta tendencia, aunque «debe ir acompañada por la subida del empleo y la bajada del paro». 

Bajada a la mitad

Otro de los aspectos en los que nueva reforma laboral se está notando dentro del mercado de trabajo de la Comunidad es en el notable descenso de contratos de obra y servicio que se están firmando, toda vez que esta modalidad desaparecerá el 31 de este mes. Febrero terminó con 9.428 documentos laborales de estas características firmados en Castilla y León, casi la mitad que los 17.303 suscritos en el mismo mes de 2020. Además, también se ha evidenciado porcentualmente. Y es que si hace dos años los de obra y servicio supusieron el 27,5 por ciento del total de contratos firmados, el pasado mes apenas llegaron al dieciséis por ciento.

Todo ello en un mes en el que el número de desempleados se incrementó en Castilla y León en 581 personas, hasta los 130.650, lo que supone una subida del 0,45%, frente a la caída del 0,36% registrada en el conjunto de España. No obstante, en términos interanuales el desempleo cayó en la Comunidad un 25,24 por ciento, tres puntos por encima de la media nacional, por lo que en los últimos doce meses 44.102 castellanos y leoneses han abandonado la listas del paro.