scorecardresearch

Granados urge a la Junta a convocar los planes de empleo

SPC
-

CCOO constata que los contratos indefinidos supusieron en marzo el 28% del total, el doble que hace un año gracias a la reforma laboral

La secretaria de Empleo y Migraciones de CCOO Castilla y León, Nieves Granados, y la adjunta a esta Secretaría, Cristina de la Torre, presentan el Informe sobre Contratación en Castilla y León del año 2021. - Foto: Ical

La secretaria de Empleo y Migraciones de CCOO Castilla y León, Nieves Granados, exigió hoy a la Junta que cumpla los acuerdos de la III Estrategia Integrada de Empleo que se firmo en junio del año pasado, y ponga en marcha las políticas activas para dinamizar el mercado laboral de la Comunidad. En este sentido, advirtió de que es "urgente" que se convoquen los programas del plan de empleo y apuntó a los planes locales que generan 10.000 puestos anuales de seis meses de duración a través de las corporaciones locales. "En el medio rural están esperando, porque son un factor muy importante para luchar contra la despoblación", dijo.

Asimismo, urgió a convocar las ayudas a los desempleados a través de medidas como el Programa Personal de Integración y Empleo (PIE); y exigió asimismo que se saquen los apoyos para complementar los ERTE, pero "como eran antes, porque con las bases de las últimas convocatorias, no llegaron a todos los trabajadores".

Nieves Granados ofreció una rueda de prensa sobre contratación en Castilla y León en 2021, junto a la adjunta a la Secretaría de Empleo e Inmigración del sindicato, Cristina de la Torre, en la que defendió que la reforma laboral "funciona" para vaticinar un cambio en el mercado, con nuevas variables, porque se han modificado las "reglas del juego" para favorecer la especialización con actividades de "más valor añadido". Y eso en un contexto de digitalización, transición ecológica y economía circular que dibujan un nuevo marco en el que "esperamos que la precariedad de los contratos sea cosa de pasado", dijo.

Granados indicó que la reforma está elevando los contratos indefinidos, y en concreto a tiempo parcial y los fijos discontinuos, aunque habrá que analizar cómo se desarrolla los próximos meses, tras su entrada en vigor de forma efectiva a partir de este mes de abril. "La reforma laboral está produciendo un cambio, y en los últimos meses de 2021, y los primeros de 2022, entre las contrataciones destaca claramente las indefinidas", aseguró.

Asimismo, definió el año 2021, como el de la recuperación, sobre todo a partir de la segunda mitad del ejercicio, cuando se registraron datos "muy buenos de empleo" y de crecimiento, aunque en la actualidad "la situación e más complicada". La dirigente sindical aseguró que en 2021 se recuperó el dinamismo del mercado de trabajo tras la pandemia, gracias a los apoyos del Gobierno a los ERTE, así como los derechos y garantías para los trabajadores y parte del poder adquisitivo con la subida del SMI, y advirtió de que la reforma laboral es "un primer paso" en el cambio del mercado laboral y "hay que vigilar que se cumple" y dotar de más medios" a la inspección.

Cristina de la Torre fue la encargada de desgranar algunas cifras y remarcó en relación a los efectos de la reforma laboral, que si en marzo del año pasado los contratos indefinidos supusieron el 13 por ciento del total, en el mismo mes de este año representaron un 28 por ciento de las contrataciones, "es decir, el doble".

De la Torre recordó que los 840.000 contratos que se firmaron el año pasado, supusieron un aumento del 21 por ciento respecto a 2020, pero se situaron sobre todo en Burgos y Valladolid, lo que refleja los "grandes desequilibrios territoriales" que sufre la Comunidad. Asimismo, concretó que los contratos temporales supusieron el año pasado el 90 por ciento del global.

Aseveró que tres modalidades de contratación temporal de 18 existentes aglutinaron el 98 por ciento de las contrataciones, por obra y servicios; eventual por circunstancias de la producción e interinidad. En cuanto a la duración de los contratos, señaló que el 42 por ciento fueron de un mes o menos; con una media para el conjunto de 53 días "nada más".

Cristina de la Torre también concretó que un tercio de los contratos suscritos fueron parciales, y los sufrieron sobre todos las mujeres, ya que representaron para las féminas el 48 por ciento, frente al 26 por ciento para los hombres. "Una parcialidad no deseada, que usan para la conciliación", dijo. Por último, afirmó que los contratos fijos discontinuos solo representaron un 0,7 por ciento del total, pero crecen este 2022 por la reforma.