scorecardresearch

Muere el policía local que sufrió un accidente de moto

D.V.
-

Luia Eduardo Izquierdo deja una profunda huella entre sus compañeros

Muere el policía local que sufrió un accidente de moto

Luis Eduardo Izquierdo, el policía local de Valladolid, ha fallecido este jueves como consecuencia de las heridas que sufrido este lunes en un accidente de tráfico cuando acudía a un aviso. Así lo ha comunicado en su cuenta de Twitter la Policía Local.

Nacido en 1981, era padre y estaba casado. Sufrió un traumatismo craneoncefálico, al colisionar con su moto de servicio con un turismo en el cruce de la VA-20 y el Hospital Río Hortega, cuando se dirigía a responder a una llamada por un tiroteo en el barrio vallisoletano de Pajarillos el lunes.

Desde la Policía Municipal de Valladolid han agradecido estos días los gestos de cariño y de ánimo hacia su compañero Luis Eduardo "en estos momentos tan duros que estamos viviendo". "Tanto la familia de Luis como todos sus compañeros de plantilla, queremos agradecer a la prensa, ciudadanos, compañeros de otros cuerpos policiales, miembros de distintos grupos políticos y numerosos gremios de nuestra ciudad y de distintas localidades de nuestro país, tantas y tantas muestras de cariño y respeto recibidas estos días. Seguro que todos estamos enviando mucha fuerza a nuestro compañero para que se recupere pronto", resumían.

El alcalde accidental, Manuel Saravia, ha calificado este hecho de “tristísima noticia” y ha recordado que “un fatal accidente hace unos pocos días ha sido la causa que se ha llevado por delante a este entrañable compañero, magnífico trabajador, enormemente querido por todos los que le han tenido la suerte de tratarlo y con una trayectoria profesional intachable. Una excelente persona que vino de Segovia, donde desarrolló una larga carrera profesional y que vino a Valladolid donde ha estado unos años con nosotros y, lamentablemente, nos ha dejado hoy mismo. El Ayuntamiento manifiesta una enorme tristeza y una pena por este fallecimiento y está a lado de su familia, de su mujer, de sus dos hijos pequeños y, en consecuencia, mañana que es cuando se trasladarán sus restos a Cuellar, de donde procedía, se suspenderán todas las actividades no imprescindibles”. 

Luis Eduardo Izquierdo, segoviano de nacimiento, hizo buenos amigos durante los 8 años que formó parte del cuerpo de la policía local de Segovia capital, plantilla en la que se integró tras su paso por la localidad de Venta de Baños (Palencia), según un comunicado.

El Ayuntamiento de Segovia, coincidiendo con el patrón de la policía local, le concedía sendas felicitaciones públicas en los años 2017 y 2019, por acciones destacadas llevadas a cabo en el ejercicio de sus funciones; la segunda de ellas en concreto por el servicio prestado en Policía Local desde su ingreso en el año 2011, y haber sido un ejemplo de profesionalidad, abnegación, discreción, actitud positiva, trato personal y compañerismo, entre otras cosas. Izquierdo dejó huella entre sus compañeros quienes en estos duros momentos le recuerdan con cariño, y le enviaban todo su apoyo