Olmedo consolida su hermanamiento con Vavayela, en Angola

D.V.
-

El apoyo de Olmedo se inició en la construcción de una pocilga para el autoabastecimiento de carne del internado y en 2021 se va continuar con la puesta en marcha de un molino

Obras en Vavayela, en Angola, gracias a la colaboración de Olmedo.

El pasado agosto las restricciones de la pandemia obligaron a suspender la Marcha y el Pincho Solidario que Olmedo celebra tradicionalmente cada verano. Sin embargo este contratiempo no cierra las puertas a la solidaridad de los olmedanos, más en este tiempo en que el coronavirus aumenta las penurias en los países empobrecidos con mayor virulencia que entre nosotros.

Por este motivo la parroquia de Santa María ha convocado la XXVIª Campaña Solidaria para esta Navidad. Se van a dedicar a este fin las colectas del día de Navidad, con la ofrenda que tradicionalmente entregan los fieles en el momento de adorar al Niños Jesús, y todas las aportaciones que ya están llegando a través de la cuenta en Unicaja o directamente en el despacho parroquial.

Con esta, la campaña olmedana de solidaridad alcanza su edición número 26, tras un largo camino que incluyen diez años de hermanamiento con Bunkeya (Zaire) y apoyos a Arequipa (Perú), a los damnificados del terremoto de Lorca, a las víctimas de la crisis económica en Olmedo, a los refugiados de la guerra en Siria e Irak, y a proyectos con niños y ancianos en Colombia y Cuba.

Obras en Vavayela, en Angola, gracias a la colaboración de Olmedo. Obras en Vavayela, en Angola, gracias a la colaboración de Olmedo.

Desde 2019 se ha vuelto al modelo inicial de la Campaña con un hermanamiento permanente que mira a África; ahora a la misión de Vavayela, en Angola, donde las teresianas tienen un internado femenino para la formación de maestras.

Una iniciativa de gran alcance y valentía en la promoción de los pobres, al situar un centro de tipo universitario en el corazón de una zona rural del interior donde es difícil que vayan maestros formados en otros lugares del país. Un centro al que acuden desde sus aldeas decenas de jóvenes que, una vez tituladas, atienden las escuelas rurales más alejadas.

El apoyo de Olmedo se inició en la construcción de una pocilga para el autoabastecimiento de carne del internado y en 2021 se va continuar con la puesta en marcha de un molino. Todo ello se basa en un modelo de desarrollo sostenible que cuenta con el trabajo de las propias participantes y sus familias, se adapta a su modo de vida y a sus posibilidades y, con ello, garantiza la autonomía del proyecto para mantenerse en el tiempo sin nuevas ayudas externas.

 



Las más vistas