El PP se acerca al pleno de diputaciones al recuperar Soria

Santiago González
-

Después del acuerdo con Cs en Burgos y la mayoría absoluta en Palencia y Salamanca, los 'populares' mantienen la incógnita sobre Ávila y Zamora, además de Segovia y León que se constituirán más tarde

El ‘popular’ Benito Serrano recibe la vara de mando tras ser elegido presidente de la Diputación de Soria - Foto: Concha Ortega (Ical)

El Partido Popular está cada vez más cerca de gobernar todas las diputaciones de la Comunidad a pesar de que el pasado 26 de mayo obtuvo uno de los resultados más pobres en las elecciones municipales. Mientras los populares solo mantienen el Ayuntamiento de Salamanca, entre las capitales de provincia, su política de pactos con Ciudadanos y otras formaciones les puede llevar a hacer pleno en las corporaciones provinciales.
Precisamente, la formación popular arrebató ayer la Diputación de Soria al PSOE, después del pacto alcanzado en la noche del martes entre PP, Cs y PPSO (Plataforma del Pueblo Soriano), que ha convertido en presidente a Benito Serrano.
Mañana viernes está prevista la constitución de cinco diputaciones, en las que César Rico (Burgos) y Ángeles Armisén (Palencia) serán reelegidos como presidentes y previsiblemente también Jesús Julio Carnero en Valladolid, mientras que ayer por la tarde se mantenía la incógnita en las corporaciones de Ávila y Zamora. La corporación salmantina celebrará su pleno constitutivo el 2 de julio y están pendientes las de León y Segovia, debido a los recursos electorales presentados.
Las negociaciones durante estos últimos días son intensas entre ambas formaciones y ayer mismo llegaron a un acuerdo el Partido Popular y Ciudadanos para gobernar en la Diputación de Burgos, por el que César Rico repetirá en el cargo y Lorenzo Rodríguez será vicepresidente. El pacto nacional entre ambos partidos preveía que la corporación burgalesa recayera en la formación naranja, además de que su actual presidente era uno de los afectados por la limitación de mandatos a ocho años, si bien ésta cuenta ahora desde 2015.
La presidenta del PP y de la Diputación de Palencia, Ángeles Armisén, renovará el cargo al contar con mayoría absoluta y en el grupo se integrará el teniente de alcalde de la capital, Alfonso Polanco, que fue alcalde durante la legislatura pasada. En el pleno constitutivo, el PSOE propondrá como presidente al alcalde de Dueñas, Miguel Ángel Blanco, que liderará la oposición desde un grupo socialista compuesto por ocho diputados.
Jesús Julio Carnero aspira a renovar como presidente de la Diputación de Valladolid y cuenta con el apoyo de los doce diputados electos del PP, pero no de la dirección nacional del partido que le pidió la pasada semana que se apartara del cargo para proponer otro candidato. Ahora Génova remite el futuro del también presidente provincial a la dirección autonómica, que de momento guarda silencio.

Dudas

La incógnita se mantiene aún en Ávila y en Zamora, en las que Carlos García, actual presidente, y José María Barrios, presidente provincial del PP zamorano, optan al cargo. García puede ser reelegido con el respaldo del único diputado de Cs, pero el socialista Pedro José Muñoz podría contar con los votos de Por Ávila, escisión de los populares que no se ha pronunciado, y del representante naranja.
En el caso de Zamora, José María Barrios saldría elegido con el voto del representante de Cs, mientras que PSOE e IU suman 12 diputados, los mismos del PP, y podría resultar elegido un candidato de ese bloque con el apoyo naranja.
Si los miembros de Ciudadanos cumplen la decisión del comité nacional de pactos de votar con su socio preferente, el PP, los populares mantendrían ambas corporaciones.
En Salamanca, tras la recogida de actas llevada a cabo por los diputados electos en la tarde del pasado martes, la constitución de la Diputación provincial se retrasa al martes 2 de julio, a partir de las 9.30 horas en el Palacio de La Salina, sede de la institución provincial salmantina, según informa Ical.
Los resultados electorales del pasado 26 de mayo otorgaron 13 de los 25 diputados provinciales al Partido Popular, que volverá a gobernar con mayoría absoluta, previsiblemente con Javier Iglesias en la Presidencia, mientras que Ciudadanos contará con dos diputados y el PSOE con 10.
No obstante, la dirección provincial socialista está barajando la expulsión del diputado electo por Vitigudino, José Francisco Bautista, tras incumplir las directrices del partido y presentarse por cuarta legislatura a la elección del diputado socialista por la citada comarca salmantina, por lo que el Grupo Socialista podría quedarse con 9 miembros y Bautista figurar dentro de la corporación como diputado no adscrito.
La constitución de las diputaciones se completará en las próximas semanas con las de León y Segovia, pendientes de la configuración de los ayuntamientos de las capitales ante los recursos presentados por PP y Ciudadanos, desestimados ahora por el TSJ. Aún queda otro recurso sobre la composición de la diputación segoviana, que podría dejar en 12 los diputados del PP y dar uno a IU.