Alumnos de la UVa claman por los fallos del campus virtual

Óscar Fraile
-

Los problemas han sido una constante desde que se pusieron en marcha las clases telemáticas, y se han vuelto más graves al repetirse con la llegada de los exámenes del segundo cuatrimestre

Muchos alumnos han tenido problemas con el campus virtual de la UVa. - Foto: J. Tajes

‘El Campus Virtual de la UVa no está preparado para exámenes masivos’. El titular de portada de El Día de Valladolid el pasado 25 de abril parecía anticipar el caos al que han tenido que enfrentarse muchos alumnos y profesores de la Universidad de Valladolid. La obligación de adaptarse a la enseñanza y evaluación telemática en un tiempo récord ha pasado factura y muchos alumnos de la institución académica denuncian el mal funcionamiento del campus virtual. Los problemas de conexión han sido una constante desde el principio, pero se han tornado más preocupantes desde la semana pasada, cuando se iniciaron los exámenes del segundo cuatrimestre.
El sistema no ha permitido a algunos estudiantes acceder al campus cuando tenían que hacerlo y a otros, directamente, les ha ‘expulsado’ en mitad de la prueba. Los intentos de la UVa por resolver estos problemas han sido en vano. Uno de ellos pasaba por organizar un acceso escalonado de los alumnos. Es decir, si una prueba tenía que comenzar a las 10.00 horas, se han organizado grupos que iban entrando cada cinco minutos para evitar colapsar el servidor. Pero los problemas no han desaparecido. «Ahora mismo estoy delante del ordenador y se ha vuelto a caer, y en media hora tengo una clase en la que van a dar materia que entra en el examen», señalaba a este periódico el jueves por la mañana una estudiante de la Facultad de Económicas, quien añade que el campus virtual es «la única vía de comunicación con los profesores», ya que ahí es donde suben el material que hay que estudiar. «No podemos trabajar en estas condiciones», se queja. Los problemas de conexión y del correo electrónico se suman a las jornadas de mantenimiento, en las que el campus también está inoperativo que a veces se prolongan más de lo previsto, según esta estudiante.
El presidente de la asociación de estudiantes ADDE, Pablo González, reconoce que «hay problemas todas las semanas» que a veces se resuelven de forma controvertida. «A una compañera el sistema la echó en mitad del examen y la única solución que le han dado es que vaya a la extraordinaria», dice. González señala que «el campus virtual está pensado como una nube, es decir, como lo que es One Drive o Drop Box, pero nunca se ha concebido como lo que realmente es un campus virtual, por el sistema no soporta tantos usuarios». González participó en una prueba de la UVa sobre la capacidad de los servidores, en la que se invitó a unos cien alumnos a hacer un examen de cultura general. La UVa les trasladó después que para más del 80 por ciento de los participantes el resultados había sido satisfactorio, pero González pone en duda esos resultados porque en su asociación dicen conocer a muchos participantes que tuvieron problemas. «Y hay que tener en cuenta que entonces se conectaron cien, no 5.000, como ahora», añade.
Mensaje de error en el acceso al campus virtual de la UVa. Mensaje de error en el acceso al campus virtual de la UVa. - Foto: El DíaMarina Ortiz es estudiante de Medicina y se vio afectada en un examen que duraba 70 minutos. «Para no saturar el campus nos hicieron entrar de forma escalonada, pero cuando acabó mi cuenta atrás intenté entrar y no pude porque ya estaba colapsado», recuerda. Lo consiguió casi diez minutos tarde y ese tiempo se le restó de la prueba. Además, cuando los primeros alumnos empezaron a enviar el examen terminado el campus se volvió a colapsar y expulsó a otros estudiantes que no habían terminado. Entre ellos a Marina, con el agravante de que el sistema no guardó las respuestas que tenía escritas. «Algunos de mis compañeros estuvieron haciendo la prueba con dos ordenadores y un móvil para entrar con otro dispositivo si le echaba del que estaba utilizando», añade.
Adrián Valenzuela es el representante de la asociación Frente de Estudiantes, donde también han podido recabar muchas quejas de estudiantes. «Es muy habitual intentar meterte al campus virtual y que directamente te salga un mensaje de que el servidor no responde», señala. Según él, «es inadmisible que dos meses después del inicio de la cuarentena no se haya encontrado una solución técnica para que se realice la evaluación de forma justa». Valenzuela también alerta de las consecuencias económicas que esto puede tener para los estudiantes, por la pérdida de becas o la obligación de ir a segundas matrículas.
La asociación Alternativa Universitaria también se ha hecho eco de este problema con un comunicado en el que lamenta que la UVa «parezca estar más centrada en encontrar métodos para que no se copie en un examen que en la calidad de su docencia».

Profesores y jueces

La situación de los profesores en este galimatías tecnológico tampoco ha sido nada cómoda. Ellos, como los alumnos, también se han tenido que enfrentar a los problemas informáticos. Además, se han visto obligados a improvisar soluciones casi individualizadas para los alumnos afectados. Eso sí, generalmente después de que hayan podido justificar que lo que les ha pasado es verdad, generalmente con el envío de un pantallazo con el mensaje de error. «En teoría la propia Universidad nos ha dicho que este problema se tiene que cubrir con alguna solución inmediata, ya sea darnos más tiempo para hacer el examen o repetirlo, pero no que te envíen a la prueba extraordinaria, como ha sucedido en algún caso», se queja el representante de la asociación de alumnos ADDE, Pablo González.
Las soluciones no siempre han dejado buen sabor de boca a los alumnos. A Marina Ortiz, de Medicina, le propusieron hacer un examen oral con cámara después de los múltiples fallos que tuvo que soportar durante la elaboración de otro tipo test. «Y no es una buena opción, porque no se prepara igual una prueba que otra», se queja.
Esta situación está obligando a los docentes a tirar de improvisación. Por ejemplo, el pasado viernes día 22 los alumnos de Primero de Física sufrieron la caída del sistema en mitad de un examen parcial. «Los profesores se vieron obligados a improvisar una solución para cambiar el formato de la prueba sobre la marcha y, gracias a ello, los alumnos lograron entregar sus exámenes», explican desde la asociación Frente de Estudiantes. Lo mismo sucedió el pasado día 20 con los alumnos de Primero del grado de Matemáticas. «En este caso no todos pudieron entregar su cuestionario y el profesor tuvo que repetir parte de la prueba a los alumnos afectados», añaden las mismas fuentes.
‘trending topic’. Las quejas de los alumnos de la UVa llegaron a convertirse en trending topic nacional en Twitter, es decir, en uno de los temas más comentados bajo la etiqueta #LaUVanoresponde. «Los exámenes van a ser como una quiniela aun habiendo estudiado porque nunca se sabe cuándo se va a caer el campus», se quejaba uno de los usuarios.
«Nuestras notas dependen de los correos que enviamos o de los trabajos que subimos, y no se les ocurre nada mejor que decir que no se ha podido enviar correctamente, que lo intentarán en los próximos días. Señores, existen unos plazos que tenemos que cumplir», escribió otro afectado. Otra usuaria lamentaba la falta de flexibilidad que, a su juicio, mostraban algunos profesores ante la falta de medios de los alumnos. «’Si no tienes micro no puedes hacer el examen’. Yo, sinceramente, estoy flipando. O sea, ¿que os pensáis que todos tenemos los mismos medios o qué?». Si bien es cierto que la Universidad de Valladolid ha facilitado material tecnológico a los alumnos que no disponían de él antes de que comenzaran las clases telemáticas. Otra usuaria de Twitter se quejaba de que la conexión iba mal «prácticamente todos los días». «Ellos son conscientes en todo momento de que algunos de sus alumnos no estamos en igualdad de condiciones que el resto, y aun así, han decidido evaluarnos por exámenes», señalaba en referencia a la política de la UVa para afrontar la pandemia.

La UVa dice que ha sabido dar respuesta a todos los incidentes

La UVa rehusó responder a las quejas de los estudiantes y se remitió a un comunicado que envió a toda la comunidad universitaria el pasado domingo, ante el inminente comienzo del periodo de evaluación del segundo cuatrimestre. En el texto la institución reconoce que ha tenido que adaptarse obligatoriamente a un «entorno cambiante y plagado de incertidumbre», pero considera que el balance ha sido «positivo». Antes del inicio de los exámenes la UVa dijo estar «preparada para iniciar esta etapa de la evaluación», y agradeció a estudiantes y profesores el esfuerzo que supone adaptarse a «este nuevo escenario docente forzoso». «Tenemos que entender que en un tiempo récord nos hemos tenido que readaptar para sostener y desarrollar una docencia y evaluación totalmente online, y este tránsito no ha estado exento de riesgos ni de incidentes», añade el comunicado, aunque la UVa señala que a todos ha sabido «dar respuesta». El texto, firmado por VirtUVa, el centro de enseñanza online encargado de la gestión del campus virtual, destaca el compromiso de la institución ante este reto. «Os puedo asegurar que desde el servicio de las TIC, el Servicio de Mantenimiento, Medios Audiovisuales, Protección de Datos, Gerencia y VirtUVa se ha trabajado de modo coordinado, tanto presencial como virtualmente, para ir solventando los problemas que han ido sucediendo, ajustando las guías normativas e instalando nuevo software y hardware».