scorecardresearch

La huelga de transportes no genera problemas en Valladolid

D.V.
-

CEOE Valladolid no tiene constancia de incidentes entre sus asociados por la protesta convocada por un sector de los camioneros. En Mercaolid, la jornada transcurrió con absoluta normalidad

Acceso a Mercaolid. - Foto: Ical

La patronal CEOE Valladolid no tiene constancia de problemas entre sus empresas en esta primera jornada del paro indefinido en el transporte convocado desde la pasada medianoche por la Plataforma Nacional en Defensa del Sector del Transporte.

Así lo ha asegurado este lunes la presidenta de CEOE Valladolid, Ángela de Miguel, quien instantes antes de participar en una jornada sobre reducción de cargas administrativas en las empresas, ha confirmado que no han recibido notificación de ningún problema por parte de sus asociados en estos primeros compases de la huelga.

De Miguel ha recordado que las empresas integrantes de CEOE no han secundado este paro y ha defendido la "comunicación fluida" que la patronal mantiene con la Administración para "mejorar las condiciones" en que se desempeña el sector del transporte.

Camiones circulando. Camiones circulando.

Mercaolid: sin incidencias

"Absoluta normalidad". El gerente de Mercaolid, Javier Pastor, informó a Ical de que la jornada de este lunes ha estado marcada por la "ausencia" de cualquier tipo de incidencia en estas instalaciones del mercado central de abastecimiento en la provincia. No obstante, contaron que acudieron medios de los cuerpos y fuerzas de Seguridad del Estado y de la Policía Municipal de Valladolid. 

Además, Pastor señaló que fue "normal" la entrada de compradores a Mercaolid, incluso de algunos llegados de otras provincias limítrofes, de forma que han operado todas las empresas, excepto las del mercado central de pescados, cuya actividad comprobarán esta próxima madrugada. 

También, este fin de semana, la entrada de fruta y hortaliza ha sido un 21 por ciento superior a la de otro similar. Por ello, desde Mercaolid transmite un mensaje de "absoluta normalidad" a los consumidores, a los que recuerdan que durante el paro de marzo no hubo problemas de desabastecimiento.