scorecardresearch

Pacheta advierte del peligro del Elche

D.V.
-

"Es un equipo cojonudo, que ha tenido mucha mala suerte", señala el técnico del Real Valladolid, que tiene claro el sistema que sacará el sábado, aunque no haya dado pistas sobre él

Pacheta, en El Sadar. - Foto: realvalladolid.es

Pacheta ha advertido, respecto al próximo rival de su equipo, el Elche, que es "un equipo cojonudo, que ha tenido mucha mala suerte, pero que ha sumado dos empates fuera de casa, y uno de ellos debió ser una victoria -el partido ante Valencia-".

"Hay que tener cuidado. Es un partido importante, que hay que ganar, y se ha preparado para ello, pero sabemos que no será fácil, porque van a hacernos correr si no nos ajustamos, y además cuentan con buenos centrales y jugadores con gol, que pueden sacarlo en cualquier momento", ha analizado este jueves el entrenador del Real Valladolid.

El técnico blanquivioleta ha dejado claro que prefiere "jugar como se jugó ante el Cádiz, aunque se acabara perdiendo, a como se hizo ante el Celta, en el que se ganó 4-1, porque es la forma de jugar la que va a dar réditos a largo plazo, la que permite adquirir confianza, y la que hace que se dominen los partidos".

En este sentido ha apuntado que "cuando sale en los partidos lo que se entrena a diario, uno siempre va a estar cerca de la victoria" y por eso sigue insistiendo en su manera de transmitir confianza a los jugadores, a través del juego, de la valentía a la hora de encarar el área rival y de ir siempre a por más.

"Nosotros debemos pensar en nuestro juego, porque eso está dando buen resultado y el rival debe preocupar lo justo. Lo importante es pensar en nuestra gente, en que todos vayamos a una, ya que va a haber situaciones duras, pero si estamos juntos, se superarán, y seremos aún más fuertes", ha añadido.

De hecho, ha aclarado, recoge Efe, que cuando los planes salen mal, es "su culpa", como en el anterior encuentro ante Osasuna, en el que el Real Valladolid cayó derrotado 2-0 "más por el aroma del partido que por lo que hiciesen los jugadores, porque todos están convencidos de lo que se hace". En este sentido, ha asegurado que en ese último choque "no hubo falta de intensidad", sino que "las cosas no salieron como se habían planteado y delante hubo un equipo que hizo muchas cosas bien y estuvo a un gran nivel".

Pero considera que aprenden "deprisa" y, por tanto, confía en que esos errores que se cometieron en El Sadar no se repitan ante el Elche en el José Zorrilla, y para impedirlo ya sabe qué dibujo va a elegir, aunque no ha querido dar pistas sobre si mantendrá el esquema con tres centrales, o recuperará el anterior, con solo dos.

Contará con las bajas de Anuar, Kenedy, Malsa y Luis Pérez y, aunque es consciente de que el martes deberá afrontar un nuevo encuentro ante el Athletic, ha señalado que esa cita es posterior "y en ella participarán muchos jugadores que no hayan estado ante Elche", lo que se abordará una vez disputado el partido del sábado.

Por último, ha indicado que los jugadores que están convocados con sus selecciones, con vistas al Mundial -Olaza, El Yamiq y Plata- no han variado su actitud ni su compromiso con el Real Valladolid "porque si uno no está concentrado con su equipo, difícilmente podrá estarlo con su selección".

En cuanto a Weissman, ha resaltado que "está pasando por un tema personal duro, pero lo está haciendo bien aunque no meta goles y sea un jugador al que le mueve el gol, ya que está trabajando más que el año pasado, y volverá a encontrarse con el gol, al igual que Guardiola".