scorecardresearch

Mañueco: "Nos han traicionado al pactar los presupuestos"

SPC
-

Apuesta por dar la "voz" a los castellanos y leoneses al considerar que una posible futura moción de censura en marzo ponía "en riesgo" la estabilidad de la Comunidad

Alfonso Fernández Mañueco. - Foto: Eduardo Margareto (Ical)

El presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, justificó hoy el adelanto electoral en la Comunidad el próximo de 13 de febrero por la "falta de lealtad" y "traición" de sus socios de Ciudadanos (Cs) al pactar unos presupuestos para 2022 con Por Ávila a sus "espaldas". "Es una traición dañina para esta tierra y para la igualdad de las personas. Con esta lealtad, rompen el Pacto de Gobierno", sentenció.

Además, consideró que PSOE, Cs y Por Ávila se han dado la mano para "quebrar" el principio de igualdad y cohesión territorial entre provincias. "El chantaje de apoyos por privilegios funciona con Pedro Sánchez, conmigo, no. Si alguien ha creído que voy a vender el interés del conjunto de Castilla y León por mantenerme en el sillón, se equivoca de principio a fin", sentenció. Y es que aseguró que, por encima de su puesto, están todas las personas de Castilla y León. De ahí que subrayara que "arriesga" su presente personal por el futuro de las personas de la Comunidad.

Es por ello que apostó, según recogió la Agencia Ical, por dar la "voz" a las personas para que decidan con su voto al considerar que una posible futura moción de censura en marzo ponía "en riesgo" la estabilidad de Castilla y León, la recuperación económica, la creación de empleo, la cohesión territorial y la igualdad y la protección de las personas de la Comunidad. De ahí que Fernández Mañueco se mostrara convencido que había tomado la decisión correcta pensando en el interés de las personas de Castilla y León.

Y es que destacó que las "opciones" eran moción de censura o elecciones en Castilla y León. Es decir, que el futuro se decidiera en los "despachos" o en las "urnas". Además, el presidente de la Junta justificó el adelanto electoral por la falta de estabilidad en las Cortes, que, a su juicio, se había roto por las "intrigas" de Luis Tudanca, siguiendo la estela de Pedro Sánchez. No en vano, consideró que existía un riesgo "cierto" e "inminente" de moción de censura del Partido Socialista, Podemos, Ciudadanos, tránsfugas y miembros de "otras" fuerzas políticas.

Fernández Mañueco reconoció que Castilla y León vive un momento "tenso" por la pandemia del COVID y con la recuperación económica de familias y empresas en juego, por lo que un "Gobierno Frankenstein", sostenido en tránsfugas, sería "nefasto" para la Comunidad".

Además, quiso dejar claro que la Junta mantendrá "total" dedicación en otros asuntos de especial relevancia para la Comunidad como la negociación de la Política Agraria Común (PAC), la gestión fondos europeos para la recuperacióny garantizar el Diálogo Social. "Nada se va parar en este tiempo en Castilla y León", concluyó. El presidente de la Junta recordó que durante esta legislatura ha trabajado para proteger a las personas en situaciones "durísimas", provocadas por la pandemia, y para cumplir sus compromisos de Gobierno con "total" dedicación.

Fernández Mañueco declaró que el decreto de la convocatoria de elecciones el 13 de febrero se publicará mañana en los boletines oficiales de Castilla y León (Bocyl) y del Estado (BOE), lo que conlleva la disolución de las Cortes, el inicio del proceso electoral y la llamada a las urnas de "todos" los hombres y mujeres de la Comunidad. "Ahora les toca la composición de las Cortes para la elección de un nuevo Gobienro para los próximos cuatro años", reiteró.