Píldoras de solidaridad en Tierra de Campos

Juan López (Ical)
-

Un equipo de voluntarios de Medina de Rioseco atiende las necesidades básicas de los más mayores para hacer la compra o adquirir productos farmacéuticos y evitar que salgan a calle en la crisis del coronavirus

Píldoras de solidaridad en Tierra de Campos. - Foto: Ical

GALERÍA

Píldoras de solidaridad en Tierra de Campos

Dos voluntarios de Cruz Roja acuden a la llamada de Asunción, en la calle Ahogaznos de Medina de Rioseco. Necesita que la hagan la compra en plena crisis del coronavirus y así evitar que salga de su casa. La situación se repite en otros domicilios durante el tiempo de confinamiento en la Ciudad de los Almirantes. Joaquín, Ana, Javi, Orlando, Mari Feles, Mónica o Cristina. Así hasta 20 nombres que forman parte de un equipo, que es como una familia, en el momento más complicado que este país ha sufrido, seguramente, desde la posguerra. “Somos voluntarios”, acierta a decir Ana Rodríguez, presidenta de la Asamblea de Cruz Roja en la localidad terracampina de Medina de Rioseco.
Forman parte de ese grupo de personas imprescindibles en esta sociedad que, cuando pase la crisis sanitaria del covid-19, habrá cambiado por todo lo que ha tocado vivir. Junto a estos voluntarios no hay que olvidar a los sanitarios, agricultores, ganaderos, transformación agroalimentaria, trabajadores de establecimientos de alimentación, transportistas, cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado, ejército… y así un amplio abanico de esos que, ahora, nos damos cuenta que no pueden faltar nunca, y que para nada son gastos superfluos.
Junto a Cruz Roja componen este equipo miembros de Cáritas Diocesanas y la parroquia de Santa María y Santiago, coordinados directamente por el Ayuntamiento. También la Fundación Sancti Spíritu y Santa Ana, que gestiona la residencia de ancianos de la población, otro de los puntos críticos en estos momentos. La iniciativa está extendida por numerosos pueblos de la Comunidad, con grupos de carácter similar.
En Rioseco se trata de un equipo de respuesta habilitado que se ofrece para hacer la compra o adquirir productos farmacéuticos a quien lo necesite y tenga dificultades para salir de casa, algo que con motivo del estado de alarma debería limitar en gran medida toda la población. De ahí, que sus destinatarios principales sean nuestros mayores. Fue el mismo día que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, anunció este nuevo escenario, cuando el Ayuntamiento acogió un encuentro que sirvió para constituir este grupo. “Lo hemos lanzado porque de momento no sabemos hasta donde llegará esta situación”, señala el alcalde, David Esteban, quien relata que el equipo ha recibido solo solicitudes de Rioseco, “pero tanto Cruz Roja como Cáritas tienen impronta comarcal y si surge alguna petición de pueblos del entorno también será atendida”. “Si podemos echar una mano la vamos a echar”, destaca.
Para ello, se han puesto a disposición de los ciudadanos dos teléfonos: el 983 700850, en horario de 9 a 14 horas, y otro de guardia que está 24 horas al día (677 912321). Además, quien lo necesite puede enviar un correo electrónico a la dirección administracion@medinaderioseco.org y será atendido rápidamente. Todo ello se gestiona desde un grupo de whatsapp en el que están incluidos todos los componentes del equipo. “En cuanto nos comunican que necesitan nos coordinamos y los voluntarios se desplazan al domicilio. La persona nos da el dinero, siempre con guantes y máscaras y todo el protocolo de seguridad establecido, y se va a hacer la compra”, explica Ana Rodríguez, quien señala que los voluntarios exclusivamente de Cruz Roja tienen una formación, medios y equipos. “Si desafortunadamente nos cogemos el virus en el supermercado o en la farmacia, pues es a lo que nos arriesgamos”, lamenta.
Rioseco equivale a solidaridad
Medina de Rioseco, de entrada, cuenta con un tejido asociativo importante, con más de medio centenar de organizaciones. “Siempre que hay alguna causa solidaria la ciudadanía responde”, presume su regidor, quien recuerda que hasta el fin de semana se habían desarrollado una decena de intervenciones del grupo. “De momento lo que más piden es llevar comida a casa y comprar productos farmacéuticos. Y todos van con sus correspondientes equipos de protección individual”, resalta Esteban.
Junto a la iniciativa del grupo de voluntariado, el Ayuntamiento ha puesto en marcha, de cara a los mayores, un servicio de recogida extraordinaria de basura, que se produce de 20 a 22 horas todos los días desde que comenzó el estado de alarma, para casos con movilidad reducida, pero también para aquellos pacientes que se encuentran confinados y a los que se ha diagnosticado la propia enfermedad del coronavirus o ha tenido contacto estrecho con alguno de ellos. “El funcionamiento es el siguiente. Nos avisan; nos dejan la basura en el rellano y nuestro personal se acerca y la recoge, todo ello con los protocolos establecidos para esta crisis”, relata.
El propio alcalde pone en valor otras iniciativas de carácter solidario que se llevan a cabo en el municipio y que se han reforzado con motivos de la crisis. Así, el centro de transeúntes, del que el sábado aún quedaba disponible una habitación. Además, se ha lanzado la opción de poder escribir cartas a los usuarios de la residencia de ancianos, ya que “han perdido la visita de familiares y amigos”. “Les envían cartas para darles cariño. Mucha de ella gente anónima, pero también vecinos de Rioseco”, se enorgullece.
También subraya la asistencia a domicilio, que en toda la provincia contempla a medio millar de trabajadores, con 2.300 usuarios, y solo en la comarca vallisoletana de Tierra de Campos cuenta con unos 40 trabajadores, una veintena de ellos en Ciudad de los Almirantes. Igualmente, agradece a las empresas que han donado a través del Ayuntamiento equipos de protección individual, mascarillas y todo tipo de material que poseían.
Por otro lado, es el propio Consistorio el que se encarga de desinfectar las calles con sus medios y personal. “Hemos creído oportuno que podíamos hacerlo nosotros mismos y desde el primer momento se ha arbitrado muy bien y se está haciendo de forma profesional”, comenta David Esteban, quien por este motivo la semana pasada se comunicó con la Unidad Militar de Emergencia para agradecer que Rioseco estuviera dentro del listado en el que actuar. “Me puse en contacto con ellos para pedirles que lo hiciesen en otro municipio que tuviera menos recursos en lugar de aquí. Así lo hemos creído oportuno y estamos en contacto, pero de momento lo estamos haciendo bien”, subraya.