scorecardresearch

Jaque a la Liga

EFE
-

El coronavirus hace peligrar la jornada de este fin de semana con varios equipos en cuadro

Falcao parece tener la COVID pues no se entrenó con el cuadro vallecano. - Foto: Kiko Huesca (EFE)

La explosión de contagios de COVID-19 en los últimos días en España llena de incertidumbre la reanudación de la Liga este fin de semana.

A expensas de cómo puede evolucionar una situación que cambia en cuestión de segundos, la Primera y la Segunda división de fútbol se preparan para volver el próximo viernes con el coronavirus presente en la mayoría de los equipos, situación que ya sufrieron algunos en sus últimos encuentros antes de Navidad.

Ayer, el Rayo pidió el aplazamiento de su partido de la jornada 19 en casa del Atlético, que se celebrará el próximo domingo. El equipo vallecano reanudó los entrenamientos con solo ocho jugadores de la primera plantilla, tras la detección de nuevos casos, a los registrados la semana pasada. En total habría 17 enfermos, incluyendo su estrella, Falcao.

Después del inicio de la pandemia en 2020, el reglamento de competición de LaLiga señala que «cuando operen las causas del COVID el número mínimo de jugadores con licencia de la primera plantilla para la disputa del partido y durante todo el desarrollo del mismo será de cinco jugadores, salvo que el club dispusiera de un número mayor (hasta siete) habilitados para el encuentro».

Hace una semana y ante el repunte de contagios, la competición aprobó una nuevo protocolo para sus clubes que establece la realización de un test de antígenos diario antes de los entrenamientos a jugadores y personal que está en contacto con la primera plantilla, además de un test PCR semanal durante al menos los primeros 15 días de enero, como medida adicional.

La nueva normativa incluye que en los días de partido los clubes locales harán los test a primera hora del día o al inicio de la concentración y los visitantes antes de iniciar los desplazamientos.

Después de volver a los entrenamientos en las últimas horas, la comunicación de positivos por parte de los clubes es incesante. La Real Sociedad, que visita al Alavés el domingo, tiene 17 jugadores infectados entre el primer equipo y el filial.

El Cádiz, el Espanyol y el Levante comunicaron cinco, el Barcelona siete, que afectan a Alves, Lenglet, Balde, Dembélé, Gavi, Umtiti y Alba, antes de visitar al Mallorca, que sufre siete contagios, cuatro de jugadores y tres en el cuerpo técnico.

El Celta notificó cuatro hace días, antes de visitar también el día 2 al Betis, que tiene seis casos y espera los resultados de las últimas pruebas.

En el Real Madrid, afectado desde antes de Nochebuena, parece que empiezan a ver la luz. El equipo de Carlo Ancelotti, que ya jugó mermado su último compromiso con el Athletic, igualmente con bajas por COVID-19 en sus filas, podrá contar en Getafe con todos lo que se habían infectado en las dos últimas semanas: siete jugadores y un miembro del cuerpo técnico, Davide Ancelotti, segundo entrenador e hijo de 'Carletto'.

Habrá que ver si se acaban aplazando partidos en los próximos días.