El Montico tala 66 pinos centenarios para arreglar el viario

R.G.R
-

La Junta Directiva de la urbanización presentó un proyecto para cortar 270 árboles, pero los técnicos municipales de Tordesillas rebajaron la cifra. Problemas entre los vecinos por la obra

El Montico tala 66 pinos centenarios para arreglar el viario - Foto: Jonathan Tajes

Situación complicada para los cerca de 600 propietarios de la urbanización El Montico, dentro del término municipal de Tordesillas. La Junta Directiva ha comenzado esta misma semana las obras de rehabilitación de todo el viario privado entre las viviendas debido al estado de deterioro debido, en gran parte, al levantamiento de los caminos por las raíces de los pinos. Los  responsables de El Montico presentaron un proyecto de mejora con la tala de 270 árboles, aunque los técnicos municipales de Tordesillas redujeron esta cantidad hasta los 66. Se trata en algunos casos de pinos que pueden sobrepasar los cien años. 
El alcalde de la localidad, Miguel Ángel Oliveira, indicó que la urbanización firmó un convenio con el Ayuntamiento para que El Montico pasara a depender del Consistorio en materia de servicios. Es decir, que tuviera el mismo trato que cualquier otra parte del municipio y dejara de ser una urbanización privada. Los servios de luz, agua, mantenimiento y limpieza, entre otros, correrían a cargo del Consistorio. 
Sin embargo, el alcalde indicó que no se pueden hacer cargo de la urbanización «como si fuera un barrio más» sin que las condiciones urbanísticas de la zona fueron las correctas y, por este motivo, se está llevando a cabo el acondicionamiento de los caminos y otros aspectos de la urbanización. «Antes de que el Ayuntamiento se haga cargo de la urbanización debe estar en buenas condiciones». 
El proyecto inicial que presentó en el Ayuntamiento la Junta Directiva de la urbanización reflejaba la tala de 270 pinos, una cantidad que se ha logrado rebajar a pesar de las malas condiciones en las que se encuentra la urbanización. Esta misma semana han comenzado los trabajos y los árboles que se van a talar llevan marcados desde hace tiempo.
El regidor reconoció que estas obras han ocasionado algunas desavenencias entre los vecinos. «Es normal porque hay unos 600 propietarios y unos están de acuerdo y otros no». Estas desavenencias han acabado incluso en alguna denuncia ante la Guardia Civil, ya que algunos vecinos están completamente en contra de que se talen los árboles. Algo a lo que el regidor quiso restar importancia, ya que indicó que se ha actuado de esta forma cuando algún pino ha ocasionado problemas en alguna vivienda o en la calle. «No es monte protegido ni tiene ninguna calificación especial. Por cada uno de los árboles que se talen se lleva a cabo una labor de reforestación», indicó. 
Algo que no comparten desde la Asociación para la Conservación y Estudio de la Naturaleza de Valladolid (Acenva), donde exponen que estos trabajos van a suponer un duro golpe para el ecosistema de la zona, ya que se trata de pinos centenarios cuya falta no se subsana con una replantación de pimpollos en otras zonas de la localidad. Por ello, entienden que no se deben llevar a cabo los trabajos que ya han dado comienzo. 
obtención de fondos. Desde la Asociación aseguran que este tipo de arbolado no es recuperable y acusan a la Junta Directiva de querer sufragar una parte del coste de las obras que se han comenzado esta semana para mejorar la urbanización con la obtención de fondos por la venta de la madera de los pinos. «El motivo de su tala es la obtención de dinero para poder pagar las obras que se van a llevar a cabo», advierten desde la asociación. 
Acenva pone además de manifiesto que ya se había comenzado una parte de los trabajos con anterioridad y ya se ha procedido a la tala de «cinco o seis árboles» de grandes dimensiones. Este colectivo en defensa del medio ambiente de Valladolid espera que no se consuma la finalización de las obras, ya que se trata de árboles parte de la biodiversidad que dan refugio a aves, murciélagos y polinizadores.  



Las más vistas