scorecardresearch

El centro de FP de Sa-Fa tendrá una capacidad de 450 alumnos

D.V.
-

La congregación Sagrada Familia ha puesto hoy la primera piedra de lo que será su nuevo centro integrado de Formación Profesional de Valladolid, ubicado en la calle Arca Real, al lado de su actual colegio, y que estará dedicado a la Industria 4.0

Colocación de la primera piedra en el Centro de Formación Profesional Sagrada Familia en Valladolid. - Foto: mir_ical

El nuevo centro de Formación Profesional (FP) privado de Sa-Fa Valladolid tendrá una capacidad de 450 alumnos y creará 35 empleos.

La congregación Sagrada Familia ha puesto hoy la primera piedra, tal y como adelantó este periódico, de lo que será su nuevo centro integrado de Formación Profesional de Valladolid, ubicado en la calle Arca Real, al lado de su actual colegio, y que estará dedicado a la Industria 4.0, con familias formativas en informática y comunicaciones, instalaciones y mantenimiento, y electricidad y electrónica.

El nuevo centro tendrá una superficie de 2.400 metros cuadrados repartidos en tres plantas, y además de contar con un sistema de aulas modulares, para adaptar las clases al número de alumnos, también incorporará energías limpias como la aerotermia y la solar.

El director del centro, Álvaro Solloa, además de resaltar el papel clave que juega la Formación Profesional en el sistema educativo actual, explicó que con este nuevo centro se pretende dar respuesta a la demanda empresarial y, en concreto al desarrollo de la Industria 4.0 y a su apuesta por la digitalización y la sostenibilidad. En este sentido, indicó que solo en equipamiento la inversión superará los 300.000 euros.

En la misma línea se pronunció el superior general de los hermanos de la Orden de la Sagrada Familia, el segoviano Francisco Javier Hernando, que además de recordar la presencia de Sa-Fa en España desde 1909 y en Valladolid desde 1939, con un colegio en la calle Pedro de Lagasca, que permaneció abierto diez años, para después, en el curso 1964-1965, inaugurar el actual edificio, destacó que en era de las nuevas tecnologías "no vale educar como siempre. Hay que buscar nuevas metas. Apostar por la educación en estos momentos nos obliga a pensar, innovar, proyectar y programar. Los tiempos nos imponen que nos actualicemos para responder a las necesidades del presente y marcar nuevas metas de futuro".

Además, resaltó la importancia de una formación que "responda a las necesidades sociales creadas por las nuevas tecnologías de la información cada vez más presentes en la industria". No obstante, Hernando apuntó que a pesar de decida apuesta por las nuevas tecnologías, SAFA mantendrá sus raíces y su apuesta por el humanismo cristiano, "en crisis en una sociedad en la que se valora más el saber hacer que el saber ser".

En su intervención también destacó que "es un proyecto que dará continuidad a la historia de Sa-Fa con la misma pasión con la que hemos educado durante cien años en España y cerca de 70 en Valladolid".

En al acto de colocación de la primera piedra también participó el alcalde de Valladolid, Óscar Puente, que además de ofrecer a Sa-Fa la colaboración del Consistorio en el desarrollo de este nuevo proyecto, destacó el acierto a la hora de apostar por la Industria 4.0, algo que servirá para que los alumnos puedan trabajar en empresas punteras, recoge Ical.

A su vez, el regidor puso en valor los 35 empleos directos que creará el nuevo centro, del que destacó será un ejemplo de sostenibilidad por su apuesta por las energías renovables, y subrayó que las previsiones del Gobierno es que en los próximo años la mayor parte de los trabajadores tengan titulaciones intermedias de Formación Profesional.

Además, en la colocación de la primera piedra también participó el director general de Formación Profesional de la Consejería de Educación, Agustín Sigüenza, que felicitó a Sa-Fa por un centro que, según indicó, puede convertirse en una referencia a nivel nacional, ya que está en sintonía con una industria cada vez más robotizada y más digitalizada.

En este sentido, subrayó la revalorización que esta experimentado la FP en los ultimos años y se mostró convencido de que en el futuro centro se formarán parte de los profesionales cualificados que necesita la industria vallisoletana y de toda Castilla y León.

El centro contará con cuatro grados superiores (mecatrónica industrial, automatización y robótica, desarrollo de aplicaciones web y desarrollo de aplicaciones multiplataforma) y dos medios (sistemas microinformáticos y redes y técnico de mantenimiento electromecánico). Con la reciente implantación de cursos de especialización se tendrá acceso además a materias como digitalización del mantenimiento industrial o ciberseguridad, fabricación inteligente, animación 3D o Big Data.