scorecardresearch

Reabren los 11 centros de personas mayores del Ayuntamiento

D. V.
-

La Concejalía de Servicios Sociales valorará la puesta en marcha de las actividades en función de las directrices de la Junta y los talleres online y actos el aire libre continuarán en verano

Una persona mayor pasea por la calle.

El Ayuntamiento de Valladolid reabrió hoy los once centros de Personas Mayores distribuidos en toda la ciudad y el espacio para mayores del barrio de Parquesol, que permanecían cerrados al público para la realización de actividades de ocio desde el 12 de marzo de 2020, dos días antes de decretarse el primer estado de alarma.

Las personas mayores reclamaban retomar la asistencia a estos centros como parte de la nueva normalidad a la que se van incorporando tras la generalización de las vacunas, pero no han podido abrirse al estar restringido por la normativa sanitaria. “Estamos recuperando cierta normalidad dentro de las medidas sanitarias, aunque hasta el mes de septiembre no se prevé que estén todas las actividades en marcha”, explicó la concejala de Servicios Sociales y Mediación Comunitaria, Rafaela Romero.

La publicación del acuerdo 46/ 21 de la Junta normaliza este sector, con las modificaciones establecidas en los centros, servicios y establecimientos de servicios sociales y más concretamente en los centros de día de atención social dedicados exclusivamente al ocio de las personas mayores, estableciendo su apertura con las medidas de un aforo máximo del 75 por ciento en los niveles de alerta 1 y 2.

Asimismo, la norma establece que los centros que cuentan con servicios de cafetería el consumo en el interior se ajustará a lo indicado para este tipo de establecimientos. Sin embargo, opinó el Consistorio, sería “preciso” un acuerdo de pautas generales a establecer en distintas cuestiones, como por ejemplo con los juegos de mesa, dadas las características de dichos espacios, ya que “la mayoría no cuenta con terrazas y hay que tener en cuenta la vulnerabilidad de las personas usuarias”.

Por el momento, en esta apertura de los centros se procurará seguir una pauta de precaución y prevención y no se realizarán aquellas actividades en las que se pueda presumir un riesgo. Por ejemplo, “no se dispondrá de juegos de mesa, prensa ni materiales compartidos”. Sí será posible recoger libros y materiales de lectura que se podrán llevar para uso personal y que al devolverlos dispondrán de cuatro días de cuarentena.

Se podrán realizar, igualmente, algunas actividades, como jugar al billar, con la limpieza previa y posterior de los objetos. También se reunirán grupos que deseaban retomar su acción voluntaria de forma autónoma y carecían de espacios para ello. La distancia de 1,5 metros que regula la normativa será la regla de oro a la hora de marcar la vida de estos centros. Por ello, no se podrán realizar las actividades que no permitan mantenerla.

Complementariamente a esta apertura, la programación de envejecimiento activo ofrece para este verano 1.400 plazas en diferentes alternativas de ocio y tiempo libre durante el período estival a las personas mayores de 65 años para promover de manera directa la calidad de vida y participación a través de actividades saludables, encuadradas en el I Plan Municipal para las Personas Mayores de Valladolid.

Se ofertan 1.000 plazas en 48 talleres gratuitos al aire libre y 400 en una veintena de talleres on line que se desarrollarán hasta el 30 de julio. Los talleres al aire libre se están realizando en la actualidad en diferentes parques y plazas de la ciudad. Sus objetivos fundamentales son “promover hábitos de vida saludables, evitar el sedentarismo, mejorar el bienestar físico y mental, y favorecer la convivencia de las personas; se trata de experiencias tales como ejercicios para estar en forma, yoga, taichí, bailes en línea, pintura, etc”.

A su vez, muchas de las personas que desarrollaban talleres on line durante todo el curso han manifestado su deseo por continuar con ello en verano, con lo que el Ayuntamiento ha accedido a ello.

Respecto al precio, las actividades al aire libre son gratuitas y los talleres on line tienen un coste proporcional a las semanas de duración, que oscila desde los 3,80 y los 11,45 euros para empadronados y desde 5,65 a 16,95 para no empadronados.

Después de las ferias de septiembre se retomará la programación habitual que los centros desarrollaban, a la que se unirá la on line, que “ha venido para quedarse ya que resulta de gran interés para muchas personas mayores”.

Para más información se puede llamar al teléfono de las personas mayores (983 07 08 99), en el que se resolverán dudas y se facilitarán las indicaciones oportunas para la inscripción en actividades. También en cualquiera de los centros de personas mayores municipales, que siguen dinamizando actividades e informando de la programación.